Para Rusia la retirada de EE. UU. del tratado nuclear es un “paso peligroso”
INTERNACIONAL

Para Rusia la retirada de EE. UU. del tratado nuclear es un “paso peligroso”

Rusia acusó a EE. UU. de recurrir al chantaje para lograr concesiones tras el aviso del presidente Donald Trump de querer abandonar el tratado de reducción de armas de medio y corto alcance (INF, por sus siglas en inglés), que data de 1987.
El anuncio de Trump es coherente con la línea que ha mantenido desde que llegó a la presidencia y no resulta una sorpresa, aunque el hecho de que mantenga esa posición puede implicar que Moscú y Washington no han hecho progresos sustanciales sobre el futuro de un tratado que ambas partes se acusan de violar ni siquiera después de la reunión del mandatario estadounidense con su colega ruso, Vladimir Putin, en Helsinki (Finlandia) el pasado julio. Otra hipótesis es que el anuncio de Trump sea un elemento en el proceso de negociación entre ambas partes. La retirada de Washington de este pacto es un “paso peligroso”, ha advertido Moscú.
El tratado de reducción de armas de medio y corto alcance tiene carácter indefinido, aunque ambas partes pueden denunciarlo con seis meses de anticipación. El documento fue firmado por el líder de la Urss, Mijaíl Gorbachov, y el presidente norteamericano Ronald Reagan en diciembre de 1988 en Washington y suponía la destrucción de toda una categoría de armas nucleares.
Ahora EE. UU. quiere remodelar completamente el documento teniendo en cuenta la evolución de los arsenales internacionales desde 1987, y partir del contexto actual, en el que otras potencias, como China, Israel, Pakistán o Corea del Norte, tienen armas del tipo que Moscú y Washington se comprometieron a destruir.
A Moscú llegaba el domingo John Bolton, el consejero en materia de seguridad del presidente norteamericano, y poco antes de su llegada el viceministro de Exteriores ruso, Serguéi Riabkov, expresó la posición de su país y condenó “los persistentes intentos de lograr concesiones de Rusia mediante el chantaje, y mucho más en cuestiones importantes para la seguridad internacional y la seguridad en el campo de los armamentos estratégicos”. No obstante, Riabkov manifestó su esperanza de que en las conversaciones que esperan a Bolton en Moscú “se escuche de forma más sustancial y comprensible lo que planea emprender la parte norteamericana”.

COMENTARIOS