Aníbal Ibarra renunció a la defensa de la ex presidente

A sólo una semana de haber asumido la defensa de Cristina Fernández de Kirchner en la causa por el memorando con Irán, el ex jefe de Gobierno porteño Anibal Ibarra renunció a defender a la ex presidente.
A través de una carta publicada en su cuenta de Twitter, el propio Ibarra indicó que "motiva mi decisión la información de que han puesto en marcha una operación mediática y política para golpear sobre CFK utilizando la tragedia de Cromañón a esos fines".
La decisión de Ibarra se conoció el mismo día en que el juez Claudio Bonadio envío a juicio oral y público a la expresidente acusada por el encubrimiento agravado a ciudadanos iraníes prófugos por el atentado a la Amia en 1994. La actual senadora nacional está procesada con prisión preventiva en esta causa iniciada por la denuncia del fallecido fiscal Alberto Nisman, pero permanece en libertad gracias a sus fueros.

COMENTARIOS