B NACIONAL

En dos minutos Sarmiento lo dio vuelta, le ganó 2 a 1 a Villa Dálmine y quedó puntero

El encargado de marcar los dos goles seguidos, a los 6 y 8 minutos del segundo tiempo, fue el delantero Nicolás Orsini, quien es el goleador del campeonato de la B Nacional con siete tantos.

B Nacional
2
SARMIENTO
1
VILLA DÁLMINE

Sarmiento venció ayer a Villa Dálmine por 2 a 1 como local y se subió a lo más alto de la Primera B Nacional de fútbol, en un encuentro perteneciente a la octava fecha.
El delantero Nicolás Orsini, a los seis y ocho minutos del segundo tiempo, marcó los dos tantos del puntero del certamen y al mismo tiempo se colocó como máximo goleador, con siete tantos. El mediocampista Matías Ballini (11m. PT) adelantó al elenco visitante.
Con esta victoria, Sarmiento tiene 20 unidades, dos más que Nueva Chicago -dos juegos menos-, y Villa Dálmine suma 9 puntos.
En el trámite de las acciones, para el choque contra el "Viole" el entrenador de Sarmiento Iván Delfino tuvo que tocar algunas piezas en el equipo y eso se notó mucho en los primeros minutos de juego. El DT del Verde tuvo que reemplazar a Leonardo Villalba (cinco amonestaciones) y para esa función lo eligió a Sergio Quiroga. Además, en la zona media ingresó Nicolás Castro por Daniel Garro.
Con esas dos variantes, en las primeras instancias del partido fue la visita la que manejó mejor el balón. Sarmiento se replegó mucho, no pudo acoplarse en la zona media y esos errores se iban a pagar rápido y caro.
Cuando recién iban once minutos, Matías Ballini recibió con mucho espacio y desde afuera del área grande sacó un tremendo derechazo que con un poco de rosca se terminó metiendo en el arco de Vicentini. Golazo de Dálmine para poner el 1 a 0 parcial.
Tras el balde de agua fría, Sarmiento trató de manejar el balón con un poco más de criterio y con algunas apariciones de Ariel Cólzera, el Verde comenzó a generar peligro. No obstante, los problemas siguieron estando. Farré y Leys se vieron muy solos en la marca y no tuvieron buenas conexiones con Castro y Quiroga para infectar juego a los puntas. Así, el Verde terminaría el primer tiempo. Con más ganas que ideas. Con empuje pero sin precisión.

Apareció el "9" para darle el triunfo y la punta al Verde
La actitud de Sarmiento para jugar el complemento fue otra. El equipo de Delfino salió dispuesto a empatar el partido. Desde el minuto cero se notó la ambición, el enojo, esa furia que todo equipo necesita para revertir la historia.
La reacción tuvo su recompensa y por duplicado. A los seis minutos de esa segunda parte, Cólzera se hizo cargo de un tiro libre que con mucha precisión cayó en la cabeza de Olivera. El "2" de Sarmiento cabeceó como pudo y la pelota se encontró con un tremendo frentazo de Nicolás Orsini que tuvo destino de red. Buen centro, dos cabezazos, gol, empate y un festejo con desahogo que se escuchó fuerte en todo el "Eva Perón".
Los desajustes de la etapa inicial quedaron atrás. Eran historia. Después del empate el Verde no cedió terreno y fue por más. Y a los 8 volvió a tener su premio. Otra vez el "9", otra vez Orsini. El delantero se hizo cargo de una contra y después de guapear con un defensor definió cruzado ante la floja salida de Dobboletta. Golazo de Sarmiento, 2 a 1 y otra vez a festejar.
Con dos goles en tres minutos, de la mano de Orsini Sarmiento dio vuelta el resultado. En Dálmine no hubo reacción. Poca actitud de la visita que con la derrota de ayer reafirmó aún más el mal momento por el que atraviesa el equipo.
Los minutos finales fueron de ida y vuelta. Delfino reacomodó el equipo y le metió aire con los ingresos de Sanabria, Depetris y Rosa; por Castro, Cólzera y Orsini. El Verde tuvo algunas jugadas para ampliar el marcador pero también se lo podrían haber empatado. Lo cierto es que el pitazo final de Julio Barraza generó una gran alegría.
El Verde sigue invicto en el torneo, llegó a los veinte puntos y es líder parcial hasta que se complete la fecha. Gran momento de un equipo que volvió a dar otra muestra de carácter para dar vuelta el resultado y volver a la cima del torneo.

COMENTARIOS