Independiente le ganó a Boca y lo festejó el Tomba
SUPERLIGA

Independiente le ganó a Boca y lo festejó el Tomba

Martín Benítez fue el autor de la conquista. En el Xeneize fue expulsado Pablo Pérez, por doble amarilla, tras protestar un claro penal de Gonzalo Verón. Ahora el equipo del Mellizo le saca cuatro puntos de ventaja a Godoy Cruz, su escolta.

Independiente se impuso anoche por 1 a 0 sobre el líder Boca en un caliente partido disputado en Avellaneda y correspondiente a la vigésima tercera fecha de la Superliga.
El atacante Martín Benítez, a los 11 minutos del segundo tiempo, convirtió el gol del elenco local.
Sobre el cierre del partido, el árbitro Ariel Penel no cobró un claro penal para Boca tras una mano de Gonzalo Verón en el área local, que desató airadas protestas de los futbolistas xeneizes, por lo que Pablo Pérez fue expulsado.
La preocupación de ambos, el desgaste y las lesiones, se agravó anoche. La intensidad y las fricciones pasaron factura muy pronto. En apenas 45 minutos, tres lesionados; Bustos (Pavón le arrastró un tobillo) y Gutiérrez en los locales, y Barrios en el otro lado. Un quebradero de cabeza para los dos directores técnicos.
Todo fue bastante caótico en la primera etapa, tanto en lo referente al juego como a la reorganización táctica a la que se vieron obligados los dos. Independiente salió más pujante y decidido; Boca, más contenido, dedicado a achicar espacios en su campo y saliendo con pelotazos cruzados.
Pero Pavón corría más hacia atrás persiguiendo rivales que encarando a su marcador. El cordobés casi que se posicionaba a la altura de los volantes y Bou quedaba demasiado aislado.
El Rojo había buscado el gol con masiva ocupación del terreno visitante, pero lo encontró de contraataque, en el segundo tiempo. Pavón perdió una pelota saliendo del círculo central y Sánchez Miño condujo una réplica que definió Benítez, un delantero que se está acostumbrando a los goles importantes.
Barros Schelotto apostó al doble nueve con el ingreso de Ábila por Almendra. Ahora era Independiente el que daba un paso atrás para especular con la desesperación de Boca. Y también podía ilusionarse con las salidas en falso del arquero Rossi cuando salió a cortar un par de centros; el arquero de Boca, que hace rato que está bajo la lupa, alimentaba los rumores que surgieron sobre una supuesta "invitación" de Carlos Tevez a su amigo Gianluigi Buffon para que venga a jugar en el segundo semestre del año.
Del lado del arco de Independiente la situación es diferente. Campaña, con su seguridad y ubicación, volvió a ser una garantía como en tantos otros partidos.
A cinco minutos del final tapó el empate y se quedó con las pelotas que Boca metió en el área con el último arresto.
Un final caliente, con Independiente aguantando y la expulsión de Pérez, que una vez más no pudo morderse la lengua. Boca está muy nervioso, ya no es un puntero holgado.

COMENTARIOS