Florencio Bearzotti fue hallado sin vida en el piso del inmueble por su esposa (imputada) quien dio aviso a la comisaría de Lincoln.
Florencio Bearzotti fue hallado sin vida en el piso del inmueble por su esposa (imputada) quien dio aviso a la comisaría de Lincoln.
MAÑANA

Comienza el juicio por el homicidio del jubilado Florencio Bearzotti en Lincoln

El hecho ocurrió entre la noche del 29 de abril y madrugada del 1 de mayo de 2016 en esa ciudad. La única imputada es su mujer con quien la víctima se había casado en diciembre de 2015. Se encuentra con prisión preventiva a la espera del debate en el Tribunal Oral Nº 1 de Junín.

El domingo 1 de mayo de 2016, un hombre de 73 años había sido hallado sin vida en una vivienda situada en calle Brown 21, entre avenida Massey y Leandro N. Alem, en pleno centro de la ciudad de Lincoln. La víctima, identificada como Florencio Bearzotti fue hallada tirada en el piso del inmueble por su esposa quien dio aviso a la comisaría de esa ciudad.
Al llegar al lugar, los policías constataron que el hombre había muerto a raíz de varias puñaladas en su cuerpo. Según las fuentes, en el interior de la casa estaba todo revuelto como “si hubiesen estado buscando algún elemento de valor”.
Sin embargo, los investigadores sospecharon de la mujer, quien tenía 46 años en ese momento, ya que en un principio había informado que a la hora del crimen se encontraba en otro lugar, pero luego se comprobó que no era cierto.
Ante esa situación fue aprehendida como sospechosa de haber participado en el homicidio del jubilado, aunque las pesquisas intentaban determinar si hubo participación de otras personas en el ataque.
Un jefe encargado de la investigación dijo que en 2015 la pareja se había casado con el objetivo de que la mujer cobrara una pensión como viuda en caso de que Bearzotti falleciera.
De esta manera, mañana se llevarán a cabo las audiencias en el Tribunal Oral en lo Criminal Nº 1 de Junín por el juicio a la única imputada de la causa por “homicidio agravado por el vínculo y criminis causa”, en los términos del art. 80, inc. 1° y 7° del Código Penal, por el hecho ocurrido entre las 23 horas del 30 de abril y las 4 del 1 de mayo del corriente año.
Se trata de Santa Duré, argentina, casada, domiciliada en Villa Gobernador Gálvez, provincia de Santa Fe, en el marco de la IPP 04-00-003575-16. Actualmente se encuentra con prisión preventiva.
En sus declaraciones, “Duré negó el hecho”, informó el fiscal Dr. Sergio Terrón del Departamento Judicial de Junín.

Allanamiento
En el marco de las investigaciones de 2016 por el crimen del jubilado linqueño Florencio Bearzotti, una comitiva policial viajó hacia Villa Gobernador Gálvez, donde realizó un allanamiento.
Ocho policías de la Distrital de Lincoln y de la Dirección Departamental de Investigaciones (DDI) Junín, secuestraron en la requisa domiciliaria documentación de relevancia y otros elementos pertenecientes a la víctima, descartándose además que haya un nuevo sospechoso por el crimen que provocó conmoción en la vecina población.
Entre la documentación secuestrada se encuentra el acta de matrimonio del enlace, celebrado en diciembre de 2015 en Lincoln.
El septugenario y su presunta asesina estuvieron casados durante poco más de cuatro meses, trascendiendo además que la mujer no tenía antecedentes penales. También fue descartado que Bearzotti tuviera algún tipo de propiedad y confirmaron que la vivienda que habitaba pertenece a una sobrina.

COMENTARIOS