FÚTBOL DE PRIMERA

Fernando Chiófalo: "Si Sarmiento sigue en primera yo no soy más el presidente"

La máxima autoridad de la institución dejó en claro su postura sobre varios temas. Habló de la posibilidad del descenso, de los jugadores que tuvieron bajos rendimientos, de aquel polémico alejamiento de Burruchaga y de la relación actual con el resto de la mesa directiva.

Fernando Chiófalo lleva doce años al frente de Sarmiento. En una entrevista exclusiva con Democracia, el actual presidente dejó en claro su postura sobre varios temas de actualidad que vienen resonando mucho y fuerte en el mundo Verde.
La máxima autoridad anticipó que si Sarmiento sigue en primera, él no será más el presidente; pero si al Verde le toca descender la decisión podría ser otra. También habló de los jugadores que tuvieron bajos rendimientos y que fueron desplazados del plantel, recordó el polémico alejamiento de Burruchaga y aclaró la relación que existe con el resto de la mesa directiva.

- Arrancando por lo deportivo, ¿qué expectativas tiene para estos tres partidos que quedan?
- Las mejores. Hoy tenemos la difícil misión de pelearla para poder quedarnos en primera y la realidad es que mientras haya esperanzas la expectativa va a existir. Mientras los números nos den, vamos a tener la ilusión de seguir peleándola. También tenemos que esperar que los equipos que compiten con nosotros pierdan puntos. Pero lo más importante es que nosotros ganemos en Liniers.

- Son tres partidos que definen el futuro.
- Claro, pero acá lo más importante es estar tranquilos y esperar a que el torneo termine para saber cuál será el destino. Cuando termine, más allá del resultado, el club va a tener que conformar un plantel. Si es para seguir jugando en primera sería estupendo, pero si es para jugar en la B Nacional también hay que estar preparado.

- La inclusión de muchos juveniles ha cambiado mucho el ánimo de la gente. ¿Por qué cree que ocurrió esto?
- La entrega del equipo ha cambiado mucho y creo que la gente premió eso. En estos últimos partidos, Sarmiento ha dejado una imagen muy positiva. La entrega es otra y todos lo percibimos. Por eso creo que la gente ha premiado a los chicos con su apoyo. La gente está con un ánimo un poco mejor.

- ¿Cómo se tomó la decisión de incluir a los juveniles y al mismo tiempo de excluir a futbolistas de trayectoria?
- Lo evaluamos mucho. En su momento nos dimos cuenta que algunos jugadores no estaban dando respuestas. En esta situación hay que tener una rebeldía que algunos futbolistas no la estaban teniendo. También se presentó una semana en la que había muchos lesionados y había que hacer un cambio y se hizo. Hoy por hoy creo que la decisión ha sido la correcta.

- ¿Cómo se vienen desarrollando las rescisiones de los contratos? Uno supone que en algunos casos, al tratarse de jugadores de mucha experiencia, las negociaciones no deben ser fáciles.
- En algunos casos sí, se complica un poquito más, pero con la mayoría estamos avanzando, siempre tratando de no generarle perjuicios al club, por sobre todas las cosas.

- ¿Por qué Sarmiento está en esta situación?
- En principio creo que se dieron varias circunstancias que exceden a la comisión directiva. Hubo jugadores que tomaron la decisión de irse por motu propio, como por ejemplo Santana (Jonathan) y Chiarini (Julio). La ida de Burruchaga (Jorge) también nos golpeó y hasta el día de hoy que no sabemos cuáles fueron los motivos. Él dijo, en su momento, que se fue porque no podía estar en el club por la inestabilidad económica. Esa inestabilidad era responsabilidad de la AFA y ahora él trabaja para la AFA. Una cosa increíble, rarísima. Pero más allá de eso, todos sabemos que a Sarmiento siempre le va a costar estar en esta categoría. Con cuatro mil socios como base del presupuesto, se va a hacer muy difícil siempre. Ojalá eso cambie y Sarmiento esté siempre en primera.

- Las diferencias en las estructuras de los clubes son enormes.
- Y sí, vos fijate que Sarmiento está en la pelea con siete u ocho equipos de las mismas características. Después las diferencias son muy grandes, tenés a clubes como Talleres de Córdoba, que no hace mucho ascendió pero que tiene una estructura de cincuenta mil socios y un presupuesto siete u ocho veces mayor que Sarmiento. De todas maneras, como integrante de la comisión directiva, cuando el torneo termine la autocrítica la vamos a hacer. Quizás nos hemos equivocado con las elecciones de algunos jugadores, pero está claro que en lo que se refiere a estructura y presupuesto creo que hicimos el mayor esfuerzo. Dimos el máximo de nuestras posibilidades.

- Si le digo que la dirigencia y los hinchas dieron el máximo pero que algunos jugadores no, ¿cuál es su opinión?
- Quisiera esperar a que termine este proceso y hacer una evaluación más profunda. Y después quizás tenga más herramientas para decirte realimente lo que pienso. En principio te puedo decir que en algo coincido: hubo jugadores que no rindieron como esperábamos. Si dieron o no el máximo, no lo sé, pero el rendimiento de algunos no era el esperado.

Estamos esperando el final del torneo. Pero puedo adelantarte que si Sarmiento sigue en primera, yo no soy más el presidente pero si nos toca descender, lo voy a evaluar un poco más porque me dolería mucho la situación. Después de doce años de trabajo, de lograr varias obras y de concretar muchos proyectos me dolería mucho descender, no sé si me podría quedar con eso.

- Metiéndonos en el presente institucional, en algunos medios se hicieron públicas supuestas diferencias con Horacio Martignoni. ¿Esto es cierto?
- Cero diferencias. Siempre hemos discutido sobre decisiones deportivas pero en términos normales. Con todos los integrantes de la mesa directiva existe una buena relación. En una página publicaron esa versión y yo me enojé mucho con el periodista porque puso cosas que yo nunca dije. Sinceramente no sé quién es el periodista, pero después que salió esa publicación, me llamaron para hacer una nota y no se las di porque no estaba de acuerdo con la forma en que se habían manejado. Puso palabras en mi boca que yo nunca había dicho. No hay que aclarar nada porque no existe una mala relación ni hubo una discusión. Nada.

- ¿De qué depende su continuidad en el club?
- Estamos terminando la gestión. Desde lo deportivo, la frutilla del postre sería dejar a Sarmiento en primera y si nos toca descender tendremos una pena enorme. Pero la institución está bien, vamos a terminar sin deudas y con una estructura muy importante. Considero que el proyecto juvenil es uno de los mejores del país. Hoy tenemos tres categorías que están entre los diez primeros puestos y en algunos casos estamos por encima de clubes importantes, como Boca, River, Racing, Estudiantes, Newell's, que son de lo mejor del país. Después, a nivel club, la institución queda con una estructura para jugar en primera. Nos va a faltar siempre el presupuesto, eso va a acostar, pero el resto está sólido. El martes inauguramos la obra en Ciudad Deportiva y de la cancha de hockey, eso cierre el conjunto de obras que hemos hecho.

- El martes será otro día histórico.
- La verdad que sí, son casi mil metros cubiertos que serán destinados al fútbol juvenil. Allí habrá una enfermería, utilería, vestuarios. El predio de hockey también es un orgullo de todos. Tienen un mérito enorme la subcomisión de jóvenes y la de hockey que han sido los actores principales de estos proyectos. Sin esas dos comisiones no se podría haber hecho.

- Le transmito lo que muchos hinchas se preguntan: ¿Chiófalo se queda o se va?
- Quiero esperar a que termine este ciclo. Después que eso ocurra me voy a tomar dos o tres días para hablar con la mesa directiva y definir. Estoy convencido que Sarmiento necesita gente nueva y un cambio de aire. Pero bueno, falta. Entiendo que en algunos sectores haya impaciencia pero quiero decirles que hay tiempo para todo. El club está funcionando y sin deudas. Y eso es lo más importante, pase lo que pase. A veces siento que lo mío es una etapa concluida pero no me quiero adelantar. Tenemos que esperar.

- De todas maneras, ¿reconoce que ya se siente un clima electoral en el club?
- No sé, todavía no hay nada. Hasta ahora nadie me vino a decir "si vos te vas yo quiero seguir". Nadie se acercó para decir que se está conformando una lista, nada. Y de nuestra parte, con el resto de la mesa directiva no hemos decidido nada. Estamos esperando el final del torneo. Puedo adelantarte que si Sarmiento sigue en primera, yo no soy más el presidente pero si nos toca descender, lo voy a evaluar un poco más porque me dolería mucho la situación. Después de doce años de trabajo, de lograr varias obras y de concretar muchos proyectos me dolería mucho descender, no sé si me podría quedar con eso.

- Lo último, un mensaje para el socio, para el hincha de Sarmiento.
- Que crea en el club, en el proyecto. Hoy tenemos una institución que es para disfrutar y que puede seguir creciendo; pero que necesita del apoyo de todos. Si nos toca seguir en primera, bienvenido sea; y si nos toca descender tenemos que seguir luchándola, sabiendo que han descendido clubes grandes y que lógicamente a Sarmiento también le puede pasar.

COMENTARIOS