None
SISTEMA DE VIDEOVIGILANCIA

Las cámaras de seguridad ya custodian a la mitad de la Ciudad, según la Comuna

Hay 32 equipos de filmación distribuidos en diferentes sectores de Junín y la idea es incorporar otros 18 antes de fin de año, dijo el director de Seguridad del gobierno local, Víctor Knappe. En los barrios, no obstante, reclaman más cobertura.

Las cámaras de seguridad a las que apostó la Municipalidad de Junín como una herramienta más en la lucha contra la inseguridad hoy son para el gobierno de Mario Meoni poco menos que indispensables.
Entre agosto de 2011 y el mes que acaba de concluir fueron instalados 19 equipos de filmación en diferentes puntos de la vía pública, que se sumaron a otros 13 ya en funcionamiento desde diciembre de 2010, mientras que para el último cuatrimestre de este año está proyectada la incorporación de 18 equipos nuevos.
Este último dato acredita la importancia que el sistema de videovigilancia fue adquiriendo en la consideración comunal a lo largo de 2013.
Víctor Knappe, director de Seguridad del Municipio, reconoció que el dispositivo en cuestión es un elemento vital para la resolución de hechos delictivos y que por eso seguirán incrementando la inversión en ese ítem en el corto y mediano plazo.
Mientras tanto, distintos barrios siguen reclamando más protección y en algunos de ellos aseguran que estarían de acuerdo con recibir cámaras, pero primero necesitarían contar con un servicio esencial: el alumbrado público. “Sería ilógico que las pusieran, si estamos a oscuras. ¿Qué podés llegar a ver en esa filmación?”, ironizó un vecino del barrio Capilla de Loreto.

Más cámaras

Knappe confirmó que ya está prevista la compra de nueve cámaras que serán puestas a funcionar en “el plazo más corto posible”.
Esta semana el Concejo Deliberante aprobó la licitación privada para la provisión de esos aparatos, concurso al que se presentó un solo oferente y que requiere como último paso administrativo el visto bueno del Concejo.
Según Knappe, son varios los sectores que están en carpeta para ser incorporados al sistema de monitoreo. “Algunos de ellos son el barrio 11 de Julio, la esquina de Intendente de la Sota y Pastor Bauman, un tramo de la avenida Libertad y la zona de avenida República y Alvear”, puntualizó.
El funcionario agregó que “vamos a tratar de incorporar las cámaras de la forma más inmediata que se pueda y después iremos por otras nueve en lo que resta del año para cubrir lo que teníamos previsto desde principios de 2013”.
El funcionario señaló que los equipos recientemente adquiridos costaron alrededor de 240.000 pesos. “En el precio influye la calidad que tengan y la cantidad de lentes de zoom que posean”, indicó.
Knappe señaló que “hoy tenemos 32 cámaras que toman un radio bastante importante de la ciudad, lo que hace que sea difícil calcular el porcentaje de cobertura que existe en la actualidad. De todos modos, la mitad de Junín está custodiado por el sistema de videovigilancia, si tenemos en cuenta que hay equipos de varios lentes en puntos estratégicos como la esquina de avenidas República y Libertad, o el cruce de la Ruta Nacional 7 con el camino a la Laguna de Gómez y avenida de Circunvalación, por ejemplo”.
De todas formas, no negó el hecho que existen barrios que están esperando ser tenidos en cuenta. “Los reclamos siempre son genuinos y estamos tratando de dar respuesta a todos los pedidos”, respondió el funcionario.

Preocupación barrial

La inseguridad sigue siendo el tema que marca el camino cada vez que se reúnen los fomentistas de los barrios juninenses. No hay encuentro que no empiece con los dirigentes manifestando su inquietud por la falta de iluminación en determinadas calles, o por la oscuridad en las plazas, todos tópicos alusivos a problemas en los que suelen respaldarse los ladrones para llevar a cabo su acometida.
El presidente de la Federación de Sociedades de Fomento, Sergio Pardini, marcó una continuidad en los conflictos de índole policial en numerosos sectores y dijo que sería “un avance muy grande” que lleven cámaras a esos lugares.
No obstante, Pardini se hizo eco de una queja que encuentra réplica no en pocos hogares de Junín. “Hay barrios que tienen muy poca luz, entonces si ponés las cámaras no ves nada. Entonces habría que hacer un replanteo sobre las luminarias, por ejemplo en Capilla de Loreto, San Jorge, San Antonio, José Hernández. Eso lo viví en mi barrio (Nuestra Señora de Fátima) cuando pedí que pusieran una cámara en la plaza Eusebio Marcilla, pero estaba a oscuras. Ahora que la han mejorado y tiene luz, la idea sigue vigente y obviamente se justifica más”, dijo el titular de la Federación.
Pardini afirmó que la inseguridad sigue siendo “el” tema a resolver en los barrios, de acuerdo con lo que le manifiestan los representantes de cada sector de la ciudad. “Los vecinos que residen en jurisdicción de la Comisaría Segunda se vienen reuniendo con el jefe de esa seccional para marcarle los principales centros problemáticos y que, por ende, son pasibles de mayor patrullaje. Hay una preocupación muy grande de la gente”, concluyó el dirigente.

COMENTARIOS