None
A PESAR DEL CALOR, LA FE DE LOS PEREGRINOS PUDO MÁS

Más de 250 mil fieles en el santuario del Gauchito Gil

La ciudad correntina de Mercedes recibió ayer una multitud.

Más de 250.000 peregrinos se reunieron ayer en el santuario principal del Gauchito Gil, ubicado a ocho kilómetros de la ciudad correntina de Mercedes, para venerar al más humilde de los santos populares argentinos, en el encuentro religioso de mayor importancia que se lleva a cabo en Argentina.
Si bien las muestras de fe hacia este santo no reconocido por la religión oficial se extienden a lo largo de todo el territorio nacional, el lugar en el que fue asesinado el gaucho Gil se convirtió en un santuario que congrega a la romería más importante que pueda darse hoy en toda América Latina, solo superada por la visita del papa Francisco el año pasado a Brasil.
Antonio Mamerto Gil fue un gaucho perseguido por las autoridades que lo señalaban como desertor; pero también como ladrón, acusación que en cambio sí es rechazada por sus fieles, quienes aseguran que 'el Gauchito' les quitaba a los que tenían de más para darles un poco a los que no tenían nada.
Así, mezcla de Robin Hood y Jesucristo, el Gauchito Gil logró cierta popularidad y pasó a la categoría de mito justo en el momento en que uno de los soldados que lo había capturado le dio muerte.
Segundos antes de morir, le aseguró a su verdugo que si antes de volver a su casa rezaba por él, su hijo enfermo terminal se curaría, cosa que finalmente sucedió.

COMENTARIOS