Afirman que un buen chapuzón es clave
PARA REFRESCARSE

Afirman que un buen chapuzón es clave

De material, inflable, de lona o climatizada, la pileta es la reina del verano para quienes no están de vacaciones. Qué recaudos tomar para disfrutar del agua sin problemas.

La pileta es una gran aliada para pasar el verano. Ya sea en casa o en el club, los chapuzones son más que buscados por quienes aún no se van de vacaciones.
Claro que para poder disfrutar plenamente de este oasis de agua urbano es necesario tener algunos cuidados y recaudos, principalmente con los niños.
Lo ideal es que toda persona que se meta en la piscina sepa nadar. Los más chicos pueden ir a tomar clases de natación desde bebés y además de ser un buen deporte, los prepara para cualquier contingencia que pueda ocurrir en el agua.
Igualmente, es indispensable que siempre haya un adulto supervisando el juego de los niños en la pileta. Esta regla no debe romperse jamás.
Para evitar accidentes, se recomienda que la piscina esté cubierta con una red rígida o malla metálica (además esto ayuda a mantener el agua limpia por más tiempo).
También se puede colocar un cerco o reja que tenga un mínimo de 1,5 metros de altura alrededor de todos los lados de la pileta, así como una puerta de cierre, cuya cerradura esté fuera del alcance de los niños.
En algunos lugares es posible instalar una alarma de piscina.
Se deben guardar todos los juguetes del área de la piscina una vez que los chicos hayan terminado de nadar para prevenir que intenten recuperarlos cuando no estén bajo supervisión de los adultos.
Los expertos advierten que los dispositivos inflables como los salvavidas y flotadores pueden proporcionar una falsa sensación de flotación y además quitan la visión para quienes están dentro del agua como afuera.
Cuando se utilizan piscinas plásticas desarmables o inflables, lo ideal es vaciarlas completamente luego de que hayan sido utilizadas.
Hay que recordar también, que las orillas, trampolines, toboganes y escaleras de las piscinas pueden ser muy resbaladizos en caso de estar mojados, por eso es conveniente insistir en que deben caminar con cuidado y llevar puesto el calzado.
Pero además de estas medidas de seguridad, también hay que enseñar algunos tips protectores. En el caso de que un niño esté en problemas en el agua, los otros chicos deben pedir urgente ayuda a un adulto y no intentar salvarlo ellos.
Si los niños van a la colonia o a un club, deben saber qué significan las señales que los guardavidas hacen en la piscina y trasmitir lo importante que es que respeten las indicaciones de peligro y reglas de seguridad.

Infecciones
El agua también puede ser una fuente de contagio de infecciones, por lo que se recomiendan ciertos cuidados personales.
Las enfermedades infecciosas son de fácil contagio en el agua, y más aún en las piletas.
Agregar diariamente cloro al agua de la pileta favorece la destrucción de gérmenes que ocasionan infecciones.

Flotadores
Ideales para los más chicos, porque los ayuda a flotar sin que tengan que hacer tanto esfuerzo.

Antiparras
Para quienes no les gusta abrir los ojos bajo el agua, las antiparras permiten una buena visión sin tener contacto con el cloro.

Juegos
Los juegos inflables vienen cada vez más sofisticados para la pileta. En este caso, un aro de basquet que flota en el agua.

Pelota
El juguete tradicional que no puede faltar en ninguna pileta. Cientos de juegos pueden llevarse a cabo con este objeto.

Inflables
Vienen en infinidad de diseños. Para jugar o descansar, los inflables son además el objeto de última moda.

COMENTARIOS