Maneras saludables de evitar la depresión en las fiestas

Durante las fiestas, puede sentir que todos celebran menos usted. Si sufre de depresión, las presiones que surgen de las fiestas pueden hacerlo sentir aún peor. También puede sentirse solo durante esta época.
Puede resultar tentador caer en comportamientos insalubres, tales como beber, para ayudarlo a afrontar el momento. Con tantas fiestas y eventos familiares en esta época del año, en muchas ocasiones hay mucho alcohol disponible. O puede verse tentado de fumar, consumir drogas o de comer mucho para escapar de todas las emociones que tiene.
La verdad es que estos comportamientos no lo ayudarán, incluso hasta lo pueden hacer sentir peor. Los siguientes consejos pueden ayudarlo a atravesar momentos difíciles sin dañar a sus seres queridos.
- Mantenga sus expectativas realistas. Puede sentirse presionado a realizar más tareas de las que su energía le permite o a hacer más regalos de los que puede. Sobrexigirse y no poder cumplir con ello puede hacerlo sentir peor. Comprométase sólo con aquellas cosas que usted sabe que podrá hacer. Si otras personas le piden más de lo que puede manejar, siempre puede negarse.
- Hágase tiempo para ejercitar. Cuando está activo, su cerebro libera sustancias químicas que mejoran su humor y disminuyen el estrés. El ejercicio no solo mantiene su cuerpo saludable, sino que también protege su mente. Los expertos sugieren 30 minutos de ejercicio de intensidad moderada, como una caminata a paso acelerado, todos los días.
- Hable con alguien. No tiene que resolverlo solo. Hable sobre sus problemas con alguien cercano, como un amigo o un miembro de la familia. Esto puede ayudarlo a sentirse mejor. Ellos también pueden ayudarlo a pensar sobres sus problemas de una nueva manera y sugerir soluciones que usted no había considerado anteriormente. Sea honesto también con su médico. Cuéntele por lo que está pasando. Existen tratamientos para la depresión que pueden ayudarlo.
- Cuídese. Cuando trata a su cuerpo correctamente, puede lidiar con problemas más fácilmente. Duerma entre 7 y 9 horas todas las noches. Aléjese del azúcar y la cafeína. Pueden provocar un descenso en su nivel de energía y hacerlo sentirse peor. Y llene su dieta con alimentos que mejoran la salud como las frutas, vegetales, frijoles y granos integrales.
Si ha estado teniendo estos síntomas durante un tiempo, es hora de buscar ayuda profesional:
- Tristeza o ansiedad constante.
- Agotamiento físico sin una causa obvia
- Imposibilidad de dormir
- Irritabilidad y sentimientos de desesperanza - Falta de interés en actividades regulares.

COMENTARIOS