GENERAL VIAMONTE

Lo que la piedra dejó

El viernes a la tarde, cayó sobre el pueblo de San Emilio una tupida pedrada. En un lapso no muy largo de tiempo, el cielo se oscureció y el ensordecedor ruido hizo que en pocos minutos todo el suelo quedara blanco. Las piedras llegaron a medir unos 5 ó 6 cm. de diámetro que deshojaron los árboles y cuanta planta pudo. También destrozó los cultivos en las huertas. Algo para nada esperado.

COMENTARIOS