“Creamos tres geriátricos municipales para el cuidado de nuestros adultos mayores”, contó Guerrera a Democracia.
“Creamos tres geriátricos municipales para el cuidado de nuestros adultos mayores”, contó Guerrera a Democracia.
ENTREVISTA

Alexis Guerrera: “Hago un balance muy positivo de estos 16 años de gestión en General Pinto”

El actual intendente no buscará renovar su cargo en las elecciones generales de octubre y aspirará a buscar una banca como diputado en la Legislatura Bonaerense. En diálogo con Democracia, se refirió al camino transitado durante cuatro mandatos consecutivos y a sus nuevos desafíos políticos.

Alexis Guerrera asumió como intendente de General Pinto, por primera vez, en el año 2003. A partir de allí, renovó su mandato cuatro veces, de manera consecutiva, y este 2019 cumple dieciséis años como jefe comunal. En las elecciones generales de octubre no buscará ser reelecto en el distrito sino que aspira a obtener una banca como diputado en la Legislatura Bonaerense, dejando su espacio al actual secretario de Gobierno, Alfredo Zavatarelli quien, en las PASO del mes de agosto, obtuvo el amplio triunfo con casi el 65% de los votos a favor.
En diálogo con Democracia, Guerrera hizo un balance de su gestión, destacó las principales obras realizadas y detalló cuáles serán sus nuevos desafíos políticos dentro de la política provincial. Por otro lado, aseguró que el próximo intendente de General Pinto deberá continuar con objetivos ya iniciados por el ejecutivo y que las viviendas continúan siendo la principal necesidad de los vecinos del distrito.

- ¿Qué balance hace luego de 16 años de gestión y tras decidir no renovar su cargo como intendente?
- El balance es positivo, no solamente porque me parezca a mí o porque se hayan ido logrando los lineamientos y objetivos que nos habíamos puesto sino porque entiendo que el pueblo es soberano y todos estos años nos ha ido aprobando con contundencia, durante 16 años, en cada una de las elecciones. Desde el año 2003, que comenzamos la gestión, no perdimos nunca ni una sola elección, ni siquiera una legislativa. En el medio hemos tenido vientos a favor y vientos en contra, pero siempre hemos sorteado con holgura estos momentos electorales.

- ¿En qué aspectos ha crecido General Pinto durante sus cuatro mandatos?
- Desde un principio empezamos a hablar de municipio saludable y a tomar muchos de los parámetros de la Organización Mundial de la Salud. En ese sentido, hoy tenemos más del 95% de cobertura de cloacas en General Pinto; 100% de agua en Pinto, Germania y Granada; 100% de cloacas en Germania y Granada, que son obras hechas desde cero. Tenemos, también, una gran cobertura de red de gas en la ciudad cabecera, que es por gasoducto; en el caso de Germania y Granada tenemos el 100% de cobertura de GLP en lo que respecta a gas. Avanzamos en la creación de servicios educativos, en la construcción de nuevas escuelas, hicimos más de seis edificios nuevos, SUM para los jardines de infantes, creamos la sala de dos años con su respectiva infraestructura en cada jardín, inauguramos el edificio propio de la Escuela de Educación de Adultos y del Centro de Formación Profesional. Hubo un gran crecimiento en lo que es cobertura de asfalto, la reconversión lumínica de sodio a LED que, para fin de año, se completará en un 100% y vamos a ser, tal vez, una de las primeras ciudades de la República Argentina que tenga la reconversión a LED de cien por ciento e iniciado el proceso para la reconversión en las localidades. También se ha avanzado en la compra de equipamiento para el mantenimiento de la red vial rural y urbana. Algo que nos ha destacado la Región, y que nos llena de orgullo, es la transformación en el sistema sanitario. Recibimos un hospital con cinco especialidades médicas y hoy trabajamos con más de veinticinco, con un sistema de diagnóstico por imágenes que tiene toda la aparatología, salvo el resonador magnético por una cuestión de dimensiones poblacionales; tenemos la terapia intensiva. En oftalmología y gastroenterología tenemos la mejor aparatología de toda la Región, no solamente en el sistema público sino también en el privado. Creamos tres geriátricos municipales para el cuidado de nuestros adultos mayores, contamos con más de sesenta camas para el distrito y estamos ampliando el residencial de abuelos de Germania.

- ¿Cuáles han sido los momentos más difíciles en materia de gestión?
- Hubo un momento muy complicado que no tuvo que ver tanto con la gestión sino, más bien, con el vínculo con el ciudadano: la 125 fue complicada emocionalmente. Luego sorteamos esa instancia a nivel local, que fue un momento difícil por lo que pasaba en el plano social. Pero el momento de gestión más difícil, que se agravó en estos meses, fueron los últimos cuatro años. Sin lugar a dudas. Los municipios vimos caer nuestros ingresos, que son los que nos permiten gestionar; cayeron por decisiones tomadas unilateralmente por el gobierno nacional pero, también, con la devaluación del valor del peso. Cada vez los municipios se ven más imposibilitados de hacer cosas con el mismo dinero que antes. Otro efecto de estos últimos años, que golpea durísimo a los municipios, son los tarifazos. Hace dos años y medio atrás pagábamos, por un bimestre de gas en el hospital, quince mil pesos, y el mes pasado –ya no es por bimestre- pagamos 150 mil pesos. Nos pasa lo mismo con el alumbrado público y son valores que uno no le puede trasladar a la ciudadanía, porque el ciudadano está atravesando una situación muy crítica. El municipio, para absorber esos servicios, deja de hacer cosas que antes podía hacer. De todos modos, los peores momentos de gestión supimos sobrellevarlos por las reservas y el equilibrio fiscal.

- ¿Cuáles cree que son los desafíos para el próximo intendente de General Pinto? Freddy Zavatarelli hizo una muy buena elección y se perfila para sucederlo?
- La realidad es que somos un equipo y sería la continuidad de estos 16 años de gestión. Yo dejo una materia pendiente que es la que vamos a iniciar, tal vez, antes de fin de año y que es abordar el tratamiento de los residuos sólidos urbanos, en lo que hace a la planta de selección, educación en las instituciones escolares, a trabajar en la separación de residuos en los hogares. Este es el punto que nos está faltando para completar el concepto de municipio saludable. Es un gran desafío porque es complejo el tema de los residuos y siempre hay cosas que van apareciendo en la gestión, pero podría decir que las grandes obras de infraestructura están hechas: General Pinto no tenía sistema de desagües pluviales y hoy ya hemos abordado casi el 60%, se debería completar lo que falta, pero las más caras las hicimos en estos años, hemos avanzado en cloacas, gas, red de agua, asfalto, luminaria, pluviales. Esperemos que el gobierno nacional y provincial, a partir del 10 de diciembre, con Axel en la Provincia y Alberto en la Nación, recreen nuevas políticas de viviendas porque eso siempre es necesario. Estos últimos cuatro años fueron prácticamente nulos, las viviendas que entregamos, y que vamos a entregar, vienen de un proyecto del gobierno nacional anterior. Eso es algo para abordar. Lo que tendrá que hacer Freddy es seguir con el ordenamiento urbano: el corralón municipal está en el centro del pueblo, hay que sacarlo, el proyecto está, hay que conseguir el financiamiento; hay que ordenar el tránsito pesado con una playa de estacionamiento para camiones; hay que seguir haciendo funcionar un municipio que creció muchísimo en los últimos 16 años y que demanda, también, un costo elevado permanente.

- ¿Qué actividades oficiales hay para destacar en lo que resta del año?
- Tenemos muchas inauguraciones, estamos terminando de definir la parte de espectáculos para el 150º aniversario de General Pinto, va a haber un desfile cívico militar, shows de alto impacto al aire libre, va a haber cantantes de primer nivel para el cierre, hay muchas cosas preparadas para el 22 y 23 de octubre.

- ¿Cuáles son sus próximos objetivos en el cargo legislativo al que aspira en la próxima elección?
- En principio acompañaremos a quien, creemos, va a ser el próximo gobernador, Axel Kicillof, a reflotar la provincia de Buenos Aires; lamentablemente necesitará instrumentos que provengan del legislativo provincial, no es una tarea fácil porque es una provincia que se ha endeudado muchísimo y en dólares; la provincia recauda en pesos, que es lo que pagamos los bonaerenses en impuestos, y con todo este proceso de devaluación seguramente se hará necesario un buen tiempo de ordenar lo que está dejando este gobierno provincial, con hospitales provinciales y regionales con dificultades en la prestación de sus servicios y las distintas áreas. Primero eso, segundo yo voy a tener siempre una mirada puesta en los ejecutivos municipales, cuáles son aquellas herramientas que a veces dificultan la gestión de los municipios, en muchos casos tienen que ver con leyes que han quedado fuera de época por el avance de la tecnología y, a veces, hacen los procedimientos municipales muy engorrosos innecesariamente. Esto requiere de un ejercicio que no se trata de presentar una ley, simplemente, sino también de articular con los distintos organismos de la constitución de la provincia de Buenos Aires, porque en estas regulaciones intervienen estos organismos. Y también buscaré acompañar a los intendentes de la Cuarta Sección electoral en gestión para sus municipios.

COMENTARIOS