Rosana Navone, directora de Bromatología de la Municipalidad de Chacabuco.
Rosana Navone, directora de Bromatología de la Municipalidad de Chacabuco.
PRECAUCIONES DE VERANO

Dengue y cadena de frío: refuerzan los controles de Bromatología en Chacabuco

Con la llegada de las altas temperaturas, desde el área municipal aumentaron la supervisión en comercios y la fumigación. También medirán la calidad del aceite con un nuevo dispositivo de control.

Con la llegada del verano y las altas temperaturas también aumentaron los controles de la Dirección de Bromatología de la ciudad de Chacabuco. En este sentido, Rosana Navone, titular del área, aseguró que “en estas épocas es cuando tenemos que tener especial cuidado con los alimentos que requieren de cadena de frío, sobre todo lácteos y carnes, que son los que más riesgo alimenticio tienen, por su alto contenido de humedad”. Si bien en el distrito se realizan controles con frecuencia, en los meses de verano se refuerza la supervisión en comercios de la ciudad y también la fumigación en barrios y espacios públicos para prevenir enfermedades como dengue, zika y chicungunya.
“Estamos haciendo controles express desde la Dirección de Bromatología que consisten en ir a los distintos supermercados, autoservicios o lugares donde se expenden lácteos y otro tipo de alimentos que requieran frío, allí controlamos el funcionamiento y temperatura de las heladeras y freezers”, dijo Rosana Navone y agregó “además, revisamos las fechas de vencimiento de los productos pero hacemos hincapié en esto para no tener que perder tiempo haciendo una auditoría total donde controlamos absolutamente todos los vencimientos de los productos, en esta época preferimos reforzar lo vinculado a cadena de frío”.
Por otra parte, la titular de Bromatología se refirió a la responsabilidad de los consumidores al momento de comprar productos y dijo que “lo que le pedimos a la gente es que verifiquen las fechas de vencimiento y que los alimentos que requieren de cadena de frío lo dejen para el final de la compra, también que vuelvan a casa de la manera más inmediata posible porque si se quedan mucho tiempo con los productos en el auto y sube la temperatura proliferan los microorganismos que producen enfermedades”. Entre otras sugerencias Navone apuntó que “traten de que los alimentos que requieren frío estén fuera de la heladera el menor tiempo posible”.
Consultada respecto de los resultados de los operativos de control en autoservicios, despensas y supermercados, Rosana Navone aseveró que “hasta ahora los controles son correctos, están bien, en el caso que nosotros encontramos heladeras que no alcanzan la temperatura que tienen que tener, o que no funcionen correctamente, a esa heladera le ponemos una faja de clausura para que no se utilice hasta ser reparada, hasta el momento, en los lugares que estuvimos, las heladeras estaban bien pero ocurre que los comerciantes se van acostumbrando a este tipo de controles y entonces tienen todo en regla, en un primer momento nos pasaba que encontrábamos mayores deficiencias”. Por otro lado, Navone dijo que “la gente se está animando a denunciar, tenemos cada vez más llamados con denuncias por comerciantes que tienen alimentos vencidos o cualquier tipo de deficiencia que la gente nota desde la higiene o cadena de frío, nosotros, por todos los medios posibles, lo que hacemos es ir a verificar y comprobar si son ciertas o no”.
La titular de Bromatología señaló también que “tenemos pensado adquirir un aparato que mide la calidad de fritura de algunos alimentos, este aparato determina la cantidad de compuestos químicos que se forman con la reutilización del aceite, es decir, cuando el aceite está muy utilizado estos compuestos aparecen y son detectados por el aparato, que es muy sencillo” y agregó “por encima de cierta cantidad, vamos a solicitarle al comerciante que cambie el aceite no solo por la calidad del alimento sino por cuestiones de salubridad”.
Por último, se refirió a los cuidados para prevenir el dengue. “En estos casos hay responsabilidad compartida porque, si bien el Estado tiene que brindar los elementos necesarios para controlar estas plagas, hay una parte que cada persona tiene que poner y me refiero al descacharrado, porque el mosquito del dengue habita en lugares cercanos a los domicilios y en recipientes o cubiertas que se acumulan en patios y terrenos”, dijo Navone y agregó “siempre tratamos de concientizar para que esto no ocurra y que el agua de bebida de animales o floreros lo vayan cambiando periódicamente”. Desde el área se encuentran fumigando para combatir los mosquitos adultos en barrios y plazas, en lugares de esparcimiento como el parque recreativo o el CEF. “Estuvimos fumigando en las localidades y vamos a seguir porque hay mucha demanda de este tipo de servicio”, finalizó Navone.

COMENTARIOS