El proyecto busca priorizar la educación emocional para fortalecer el aprendizaje académico.
El proyecto busca priorizar la educación emocional para fortalecer el aprendizaje académico.
LEANDRO N. ALEM

“Alfabetización emocional”, proyecto de escuela de El Dorado, en Encender

Los docentes y estudiantes pertenecen a la Primaria N° 8 de El Dorado y el proyecto innovador participará de una jornada regional educativa. Apunta a visibilizar la importancia del abordaje emocional para fortalecer el aprendizaje académico.

La Escuela de Educación Primaria N° 8 “Bernardino Rivadavia” de la localidad de El Dorado, partido de Leandro N. Alem, fue seleccionada para participar en la Jornada Regional “Encender”, con un proyecto educativo innovador denominado “Alfabetización emocional”.
En diálogo con Democracia, la orientadora de aprendizaje Macarena Badino, dijo que “este proyecto comenzó hace aproximadamente nueve años y es producto de una propuesta del Equipo de Orientación Escolar a la resolución de un problema: alumnos sin hábitos de convivencia ni habilidades sociales, por lo que no prosperaban en el aprendizaje académico.
“Se comenzó a intervenir desde el marco de abordaje de la alfabetización emocional, es decir, comenzaron a transitar un proceso de enseñanza y aprendizaje en el que se buscaba educar emocionalmente a una persona”, detalló la orientadora.
Durante el desarrollo del proyecto se apeló a los conceptos de Educación Sexual Integral, Acuerdo Institucional de Convivencia, de Inteligencia Emocional, “todos estos marcos de referencia promueven la generación de vínculos positivos en el aula, vínculos positivos para la vida”, apuntó Badino.

Las emociones

“Mientras se transitó este proyecto, y a lo largo de todos estos años, fue inherente al desarrollo del mismo que haya habido un cambio de paradigma al interior de la escuela, se pasó de hablar de valores (algo que está afuera) a hablar de emociones (algo que está adentro) aquello con lo cual convivimos y que a veces ni siquiera conocemos pero que son la base para que en la sociedad se puedan desarrollar de modo consciente los valores”, dijo.
Según lo expuesto, el proyecto consistió en enseñar que las emociones no son buenas ni malas, correctas ni incorrectas, que no desaparecen, que las transitan y las regulan, “por eso el proyecto tiene como propósito general: enseñar a nuestros alumnos a identificar las propias emociones, a transitarlas, a identificarlas y a sostener las que propician vínculos positivos, generando un clima institucional positivo, estando convencidas que estamos sentando las bases para prevenir la violencia y el acoso escolar”, resaltó Badino.

El taller

Se desarrolló el proyecto en un espacio de taller semanal, con los alumnos de primer ciclo y desde intervenciones puntuales durante todo el año con alumnos de toda la escuela.
La modalidad de trabajo se realizó teniendo en cuenta diferentes niveles de intervención: institucional, ciclos, aulas, subgrupal, individual, familiar.
“Es importante resaltar que el impacto a nivel institucional refiere al trabajo diario y sostenido de las maestras de primer ciclo de la escuela, sin ellas no hubiese sido posible”, marcó Badino y agregó “el impacto del proyecto es positivo y se valora durante todo el acto escolar, sin embargo, al realizar una evaluación anual, se evidencia que deberán incluir a las familias y esto se ha transformado en fortaleza ya que el 26 de noviembre transitaron la 1º Jornada de Alfabetización Emocional familia - escuela en la E.E.P. N°8 de El Dorado”.

Primaria N° 8

La Primaria N° 8 es una escuela rural, con doble escolaridad. Cuenta con una matrícula de 50 alumnos. Muchos viven aledaños a la institución en una zona más urbanizada y otros en el campo, ellos se trasladan a través del bus escolar, el transporte que pertenece a Dirección General de Cultura y Educación de la Provincia de Buenos Aires. La Escuela tiene seis secciones y cuenta con cuatro maestras de grado, ya que tiene modalidad de pluriaño.
Según contó a Democracia Macarena Badino, este proyecto es del Equipo de Orientación Escolar (EOE), en corresponsabilidad con las maestras de Primer Ciclo, Andrea Timossi y Fernanda Herrera.
El EOE está conformado por Mariana Alarcón, orientadora social; María Laura Quintana, orientadora educacional, y Macarena Badino, orientadora de aprendizaje. Hasta el 2018 las acompañó Daniela Racosta, quien hoy goza de su jubilación.

Innovador

Con respecto a la participación en la Jornada Encender sobre práctica innovadora, Macarena Badino apuntó que “nuestro proyecto es una práctica innovadora porque posibilita más y mejores condiciones de enseñanza, para que los niños aprendan contenidos académicos”.
“Apunta a priorizar la alfabetización emocional recurriendo a la metodología de enseñanza significativa, aprendizajes que se aprehenden en la memoria si se pudieron construir con significado, por lo cual no habrá aprendizaje académico si cada alumno no puede resolver su disrupción emocional y poner al servicio del otro sus recursos para aprender, sus emociones al orden de la propuesta para invadirse de aprendizajes, porque solo si miramos y abordamos lo emocional habrá aprendizaje académico”.
Las profesionales agradecieron a la Inspectora Jefe Distrital, Alejandra Gorosito, y a la Inspectora de la Modalidad de Psicología Comunitaria y Pedagogía Social, Valeria Bonacera, por la motivación y el acompañamiento en pos de visibilizar el proyecto y resaltar lo relevante que es para las profesionales de la Educación que existan estas instancias motivadoras de la función.

COMENTARIOS