Ameghino difunde el protocolo de limpieza del tanque de agua

Ameghino difunde el protocolo de limpieza del tanque de agua

Bromatología asegura que si está roto, el agua no es apta para el consumo.

Desde la Dirección de Bromatología de Ameghino solicitaron a la comunidad controlar los tanques de agua y, para ello, dieron a conocer el protocolo de limpieza.

Instrucciones

• Vaciar totalmente el tanque. Para vaciarlo, cerrar el paso de agua entrante. También se debe cerrar el paso de agua del tanque hacia las cañerías de la casa, para evitar que se ensucien durante la limpieza por medio de un tapón.

• Luego hay que proceder a lavar las paredes, el fondo y la tapa con un cepillo, agua y lavandina. Agua de lavandina al 10 %. (9 partes de agua + una parte de lavandina).

• Vaciarlo completamente y enjuagar varias veces hasta que no queden más residuos. Eliminar el agua y los residuos por el desagüe del fondo del tanque y no por las cañerías, para que éstas no se llenen de residuos.

• Ya vacío y bien limpio, retirar el tapón colocado en cañerías, luego, hay que llenar totalmente el tanque, (la mayoría tienen una capacidad de 1000 litros) y agregar (dos) litros de lavandina por cada mil litros de agua. A partir de este momento esperar 15 minutos para que el cloro se distribuya en los 1000 litros de agua.

• Una vez transcurridos los 15 minutos abrir de a una cada canilla de la casa. Abrir una, cuando siento olor a cloro en esa canilla, cierro, voy a la otra canilla y repito la operación, así con todas las canillas de la casa. Concluida esta acción, esperaremos 3 horas para que el cloro agregado cumpla el efecto de desinfección en el tanque y en las cañerías.

• Abrir todas las canillas perdiendo la totalidad del desinfectante agregado. Esta agua se puede utilizar solamente para lavar una vereda o patio. No se puede utilizar para ningún otro fin, por el alto contenido en cloro.

• Llenar nuevamente el tanque de agua. El primer tanque la podemos utilizar para cualquier fin salvo para ingerir agua en forma directa. El segundo tanque ya se encontrará liberado de cloro.

• El tanque ya está limpio y desinfectado. Esta limpieza se debe realizar cada seis meses en los tanques de cemento y cada 12 meses en los de plástico o acero inoxidable.

COMENTARIOS