FLORENTINO AMEGHINO

Declaran Ciudadano ilustre a Pérez Esquivel

La legislatura de la provincia de Buenos Aires declaró Ciudadano ilustre al profesor y premio Nobel de la Paz, Adolfo Pérez Esquivel, por su destacada trayectoria como luchador por los Derechos Humanos.
El autor de proyecto es el ameghinense Patricio García, diputado por la Cuarta Sección Electoral.
El proyecto de ley fue aprobado por el Senado y Diputados.
El autor de proyecto y presidente del Bloque Peronista, senador Patricio García, resaltó “estamos seguros de que el profesor Adolfo Pérez Esquivel, que se desempeña en la Comisión Por la Memoria de esta provincia desde el año 1999, por su ejemplo de vida y trayectoria, resulta merecido acreedor del reconocimiento como Ciudadano Ilustre de la Provincia de Buenos Aires, en los términos del artículo 4 de la Ley 14.622, a fin de contribuir a que se constituya en ejemplo para las generaciones futuras”.
Entre los fundamentos incluidos en la iniciativa, se destaca su vinculación en los años sesenta con los movimientos latinoamericanos cristianos de base, comprometiéndose con la lucha no-violenta contra las graves violaciones de Derechos Humanos en toda Latinoamérica.
Asimismo, en los años 70 Pérez Esquivel fue coordinador general del Servicio de Paz y Justicia para América Latina, compuesto ecuménicamente por religiosos, laicos, campesinos, indígenas, sectores populares, organizaciones de base, intelectuales, todos ellos preocupados por la liberación por medios no-violentos.
A partir de la represión sistemática iniciada desde el golpe militar de 1976, Esquivel contribuyó a la formación y enlace de organizaciones populares de defensa de los Derechos Humanos, y apoyó a las víctimas de la dictadura y sus familiares.
Contribuyó a fundar la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos y el Movimiento Ecuménico por los Derechos Humanos. Además colaboró en la constitución de Madres de Plaza de Mayo, Abuelas de Plaza de Mayo y Familiares de Detenidos y Desaparecidos por Razones Políticas.
En 1977 fue detenido ilegalmente en Buenos Aires, encarcelado y torturado, sin previo proceso judicial. Permaneció en esa situación catorce meses y otros tantos, en libertad vigilada.
En 1980 le fue entregado el Premio Nobel de la Paz por su trabajo en defensa de los Derechos Humanos.
Pérez Esquivel tiene actualmente de 85 años de edad (nació el 26 de noviembre de 1931 en Buenos Aires).

COMENTARIOS