None
ENTREVISTA CON DEMOCRACIA

Rodríguez dijo que buscan “mayor agregado de valor”

El ministro de Asuntos Agrarios bonaerense pidió trabajar de manera “asociada” para favorecer las pequeñas industrias.

El ministro de Asuntos Agrarios bonaerense, Alejandro Rodríguez, “Topo”, afirmó ayer en una entrevista con Democracia que la Provincia busca que el productor rural amplíe su capacidad y señaló que, en esta línea, vienen otorgando créditos blandos para el sector, como la tarjeta “Pro campo trigo” que ofrece financiación a pagar en nueve meses, con el objetivo de engordar los rindes, ya que Buenos Aires “produce el 60% del trigo” de todo el país. 

El funcionario del gobierno de Daniel Scioli también mencionó como avances en la materia el nuevo impulso y la mejora en el funcionamiento del puerto de Quequén, y nuevos convenios con el INTA. 

Con el diálogo permanente con el productor como principal bandera de su gestión –algo que le reconocen los productores consultados por este diario-, el titular de la cartera agraria destacó que vienen realizando a razón de un encuentro mensual con la Mesa Agropecuaria Provincial, además de la reactivación de la Mesa Lechera Provincial. 

“Hay que mirar con todo equilibrio el esfuerzo de la Provincia para acompañar a los pequeños y medianos productores, a través del Banco Provincia y de ARBA, mientras algunos bancos privados parece que han puesto el freno”, dijo el ministro, y opinó que “hay que tener una mirada bien amplia de los que es la producción agropecuaria”. 

En este sentido, salió al cruce de la oposición y afirmó que “si las propuestas se limitan a que haya más o menos cargas impositivas sobre el productor, se deja de lado la generación de las condiciones para que se produzca más; no veo muchas propuestas para los pequeños agricultores”.

Rodríguez resaltó en producción porcina el país ha llegado prácticamente al “autoabastecimiento”, cuando antes se dependía de Brasil. 

Sobre la crisis que afronta el sector lechero, admitió que falta simetría en la cadena de valor, entre “lo que sale el litro de leche al pie del tambo y lo que pagan los consumidores en las góndolas”.  En esta línea, dijo que trabajan para lograr un “mayor agregado de valor” y obtener así una mayor rentabilidad. 

En este sentido, llamó a multiplicar en el territorio bonaerense los pequeños emprendimientos industriales, ya sea a través de cooperativas o Pymes. “Hay que trabajar de manera asociada”, señaló. 

Y opinó que a la mesa lechera deben estar sentados todos los actores, entre ellos, los bancos privados y las grandes empresas de servicios. “La firma Litoral Gas no me atiende el teléfono, y hay una empresa de fertilizantes que se quiere radicar en Pergamino, pero necesita 600 m3 de gas”, señaló. 

COMENTARIOS