Suprimió los títulos honoríficos

El papa argentino Francisco, que desea una iglesia más humilde y cercana a la gente, decidió suprimir los títulos honoríficos, entre ellos el de "monseñor", una medida para acabar con el clasismo y el espíritu mundano dentro de la jerarquía eclesiástica.

COMENTARIOS