None
INSEGURIDAD URBANA

Hombre araña intentó robar en la pescadería El Pulpo

La maniobra quedó registrada por las cámaras de seguridad del comercio, donde se ve a un ladrón que ingresa por los techos, con la ayuda de una soga.

Ángel Demaría, propietario de la pescadería El Pulpo, fue como todos los días a trabajar en su comercio, ayer, alrededor de las 5.45 de la mañana, cuando constató movimientos extraños en la cámara refrigerante donde guardan la mercadería.
La puerta estaba abierta, una vieja escalera de hierro estaba apoyada contra la pared y había una linterna encendida tirada en el suelo.
El dueño del local, situado en Almirante Brown 430, enseguida volvió sobre sus pasos. “Me avivé que era un robo”, expresó, conmocionado por el hecho. “También vi que habían roto el techo y ahí confirmé que era un robo”, relató.
Demaría, que lleva cinco décadas abocado a este negocio familiar (el de la venta de pescado), comprobó así que le habían entrado a robar.
Pero la maniobra quedó registrada por las cámaras de seguridad del comercio. En las imágenes –según contó el damnificado- se ve a un hombre, con una gorra que le oculta la cara, ingresar desde el techo, de donde se descolgó con la ayuda de una soga y bajó por una escalera, para luego de varios minutos entrar a la precámara, barreteando los candados.
Allí dentro revolvió varios cajones y rompió otro candado, para ingresar luego a la cámara propiamente dicha, donde la temperatura es de 20 grados bajo cero.
Hasta ese momento el ladrón se cuidó de no ser detectado por los sensores de la alarma que tiene el negocio, pero en un descuido hizo que esto pasara. Allí se lo ve que, con desesperación, intenta huir por el mismo lugar por donde llegó y es allí que se le cae la linterna.
Aparentemente, el ladrón no habría podido llevarse elementos de valor del local, aunque esto es motivo de investigación.

COMENTARIOS