None
ES EL ÚNICO IMPUTADO DE HABER COMETIDO LOS DOS HOMICIDIOS QUE ESTREMECIERON A JUNÍN

Recalde será juzgado en un solo juicio por los crímenes de Colo y Paola Tomé

Lo confirmó la fiscal a cargo de ambos casos, Vanina Lisazo, quien dijo que las causas están unificadas y que sólo falta definir la fecha en que se llevará a cabo el debate oral, aunque se mostró optimista en que el proceso se desarrolle antes de mediados de año.

Rubén Rodolfo Recalde, el único imputado de haber matado a Sandra Viviana Colo y a Paola Silvana Tomé, será juzgado en un solo juicio oral y público que aún no tiene fecha.
Recalde esta acusado de ser el autor material de los dos homicidios que estremecieron a los juninenses en los últimos tres años.
El primero de los asesinatos ocurrió el jueves 16 de agosto de 2012 en el pelotero "Abracadabra", ubicado en Alem 388, donde trabajaba la víctima, Sandra Colo, de 43 años.
El segundo tuvo lugar el jueves 16 de enero de 2014, en General Paz 45, sede del negocio de indumentaria "Rowena", donde Paola Tomé era empleada.
"Lo que nos queda por hacer es señalar aquellos aspectos que figuran en el expediente que vamos a reproducir en el juicio, una formalidad que es inherente a este tipo de procesos, y después seguramente saldrá la fecha de juzgamiento", le dijo a Democracia la fiscal Vanina Lisazo, a cargo de ambas causas.
La funcionaria judicial se mostró optimista en que el debate oral se pueda llevar acabo a mediados de año "e incluso antes".

Pruebas contundentes
Recalde fue aprehendido el 6 de febrero del año pasado por efectivos de la Delegación Departamental de Investigaciones (DDI) Junín, en un domicilio situado en la calle Sadi Carnot al 270 donde residía con su hija, de 13 años de edad.
La decisión de aprehenderlo surgió a raíz de la declaración testimonial espontánea de una mujer que sufrió un ataque similar al que padecieron Colo y Tomé, aunque en su caso, logró “zafar” de la situación.
Por ese hecho, Recalde había sido condenado en 2010 a tres años y medio de cárcel, por lo que se encontraba en libertad desde dos meses antes del asesinato de Sandra Colo, consumado el 16 de agosto de 2012 en el pelotero “Abracadabra”, que funcionaba en calle Alem 388.

El análisis de ADN lo complicó
Una vez apresado, las autoridades tomaron una muestra del ADN de Recalde y, en tan sólo unas pocas horas, el Laboratorio de Genética Forense de la Policía Científica bonaerense confirmó con un 99 por ciento de seguridad que el de Recalde se trata del mismo perfil genético encontrado en las escenas de los crímenes de Tomé y, presuntamente, de Colo.

Más pruebas en su contra
En la causa, además, hay otras pruebas que implican a Recalde en los crímenes, como un video en el que un hombre con la similar fisonomía que la del sospechoso fue captado caminando -el mismo día del crimen- por la cuadra del local de venta de ropa infantil “Rowena”, donde fue asesinada Tomé y que está ubicado en General Paz 45, en pleno centro de Junín.
Otra de las evidencias que comprometerían aún más a Recalde es una huella de zapatilla sobre sangre hallada por los expertos en rastros con una técnica y reactivos especiales en el baño del local de venta de ropa de niños donde asesinaron a Tomé.
Dos crímenes con
los mismos signos
El crimen de Tomé fue descubierto el viernes 17 de enero, cuando la hermana de la víctima la encontró muerta dentro de su negocio, “Rowena”, donde había ido a trabajar.
De acuerdo a los peritos, el homicidio fue cometido el día anterior, cuando la comerciante fue golpeada y estrangulada con un pañuelo negro que se encontró alrededor de su cuello.

COMENTARIOS