None
RATIFICARON QUE NO TUVO CULPA EN EL ACCIDENTE

Buonanotte fue sobreseído por la Cámara de Apelaciones del Departamento Judicial Junín

Se confirmó así lo resuelto por la Jueza de Garantías, Marisa Muñoz Saggese, medida que apeló el fiscal Carlos Colimedaglia.

La Justicia ratificó que el jugador de River Plate, Diego Buonanotte, no tuvo culpa en el accidente rutero ocurrido en diciembre de 2009, cuando el auto que manejaba se despistó y chocó contra un árbol, a raíz de lo cual murieron tres amigos suyos quienes lo acompañaban.
La medida fue dispuesta por la Cámara de Apelaciones y Garantías de Junín, al ratificar el sobreseimiento dispuesto por un tribunal de primera instancia, según se supo ayer.
Diego De Ciervo, abogado del jugador, explicó a la prensa que la Justicia destacó la conducción del rodado “a una velocidad prudente, moderada y reglamentaria” y que se puso énfasis en el estado de la ruta, que “era deplorable”
El abogado defensor añadió que los jueces consideraron que “el resultado final lamentado no es achacable a la conducta de Diego Buonanotte, y esto es lo central”.
Cabe destacar, que se resaltó en la resolución, que el jugador no estaba ebrio en el momento del accidente.

Primero lo sobreseyó la jueza Muñoz Saggese


El jugador fue sobreseído en primera instancia por la jueza de Garantías de Junín, Marisa Muñoz Saggese, quien estableció que el Buonanotte no había mostrado en su accionar imprudencia o negligencia.
El fiscal Carlos Colimedaglia apeló la resolución, ya que había pedido la realización de un juicio oral por “triple homicidio culposo”.
El accidente ocurrió el 26 de diciembre de 2009 en horas de la madrugada en la Ruta 65, a la altura de Arribeños, cuando el jugador, en compañía de sus amigos, se dirigía hacia su ciudad natal, Teodelina (Santa Fe).
En medio de un clima lluvioso, el auto que manejaba se despistó y se incrustó en un árbol y, como consecuencia del impacto, murieron Alexis Fulcheri (21 años), Emanuel Melo (21) y Gerardo Suñé (24), amigos de la infancia de Buonanotte.
Los peritos determinaron que en la ruta había huellones cubiertos de agua, los que pudieron haber provocado el despiste.
Buonanotte sufrió serias lesiones que demandaron su internación durante casi dos semanas y por el efecto que tuvo sobre él la muerte de sus amigos se le ordenó un tratamiento psicológico.

COMENTARIOS