Renzo tenía7 años.
Renzo tenía7 años.
EL 5 DE MARZO

Comienza el juicio a un linqueño acusado de arrojar a su hijo por el balcón en 2017

Se realizará en el Tribunal Oral en lo Criminal 3 de La Plata y tendrá como imputados a Diego Villanueva (38) y a Rosa Martignoni (32). El hombre está imputado por “homicidio calificado por el vínculo", mientras que la mujer por homicidio simple.

Un hombre y su pareja comenzarán a ser juzgados el próximo 5 de marzo, acusados de matar al hijo de él, de 7 años y con Síndrome de Down, al arrojarlo por el balcón de un edificio céntrico de la capital bonaerense en el que vivían en 2017, informaron fuentes judiciales.
El Tribunal Oral en lo Criminal 3 de La Plata dispuso que el juicio comience en esa fecha y tendrá en el banquillo de los acusados a Diego Villanueva (38) y a Rosa Martignoni (32).
Villanueva, padre de Renzo, el niño que el 10 de octubre de 2017 murió al caer desde el balcón de un departamento en el séptimo piso de un edificio de las calles 9, entre 55 y 56 de la Plata, está acusado del delito de "homicidio calificado por el vínculo", que contempla como pena la prisión perpetua.
En tanto, Martignoni llega al debate oral acusada del delito de "homicidio simple", que prevé penas de entre 8 y 25 años de prisión. Ambos gozan actualmente del beneficio de arresto domiciliario, precisó una fuente judicial.
Gastón Nicosia, abogado de María de los Ángeles Donato, madre de Renzo, expresó a Télam que la mujer "está muy ansiosa y muy confiada en la realización del juicio, puesto que ya hace mucho tiempo que ha ocurrido el hecho, y la posibilidad de que en menos de 15 días estemos realizando el debate para que se pueda juzgar a los culpables es muy alentador".
"Tenemos toda la confianza en este Tribunal y en la Fiscalía que va a llevar adelante el debate junto a nosotros como particulares damnificados", sostuvo el letrado.
Una fuente judicial precisó que "se prevé que el juicio se extenderá durante unas 5 audiencias y que se oirá el testimonio de unas 63 personas, entre ellas la madre del menor, los policías que concurrieron al edificio alertados por la caída del niño, médicos que constataron las muerte del menor, peritos que actuaron en la investigación y la perito psicóloga del Tribunal de Familia 2 de Familia, juzgado que dispuso las visitas del niño con su padre".
Los padres de Renzo estaban separados y la madre había denunciado ante el juzgado de Familia interviniente que su hijo regresaba con hematomas tras las visitas a casa de Villanueva.

Declaraciones
En su declaración, Villanueva afirmó su postura de que se había tratado de un hecho “accidental”. Declaró que había visto a Renzo cuando “estaba trepado al balcón y casi en el aire”, y presentó fotos en las que se podía observar a su hijo jugando normalmente y con movilidad propia. También manifestó que tenía una excelente relación con su hijo.
Según había detallado en su primera declaración, su hijo “estaba jugando en una habitación que da a un patio interno, cuando, presuntamente, se le cayó un juguete”, por lo que se habría “asomado por la ventana, perdió el equilibrio y cayó”.
Por su parte, Martignoni se descompensó en la reunión previa con sus abogados y se negó a declarar.
Para Ángela Donato, madre de Renzo, no hay dudas de que el padre lo arrojó por la ventana, afirmación que había respaldado en las veces que lo había denunciado cuando el chiquito volvía de las visitas con hematomas y golpes.
“Renzo venía golpeado; él era violento, tuvo dos perimetrales, la última venció en febrero”, había dicho Donato. Y había afirmado que el nene “le tenía terror a la altura; creció en un departamento con un ventanal el doble” de grande y “conocía el departamento del padre”, ya que “siempre” iba allí en sus visitas.

COMENTARIOS