None
SE RECUPERA

Trasladaron a Junín el camionero herido tras chocar con un tren

A pesar de que su brazo estaba casi deshecho, un médico santafecino pudo reconstruirlo.

Patricio Zárate, camionero radicado en Junín que sufriera un grave accidente el sábado a la mañana en la provincia de Santa Fe, fue trasladado a clínica La Pequeña Familia y se está recuperando.
Su esposa Gisela Ferreyra, en diálogo con DEMOCRACIA a las 14 de ayer, manifestó que su marido fue derivado a nuestra ciudad el domingo último a la noche y desde entonces está siendo atendido y observado por los médicos de la clínica.
Aclaró que no se le amputó un brazo, como había sido informado por la Policía a los medios, sino que pudo ser salvado, aunque su estado reviste gravedad.
“En La Pequeña Familia le hicieron placas, estudios, limpiaron las heridas, que tenían pasto, vidrio, pintura del camión, y hace un ratito entró a quirófano otra vez para limpiarle y ver qué es lo que van a hacer con el brazo, que es el derecho. Pasa que tras el accidente quedó tres horas tirado dentro del camión, hasta que llegaron a socorrerlo los bomberos. El siempre estuvo lúcido, nunca perdió la conciencia, se acuerda de todo”, manifestó.
“El está bien, como una persona que no hubiera tenido accidente alguno. Es un milagro de Dios que esté bien. A excepción del brazo que está lesionado, el resto del cuerpo tiene algunos machucones y nada más. El se tragó el tren y quedó atrapado dentro del camión”, apuntó Ferreyra.
Respecto a las curaciones que recibió su marido, explicó que estuvo internado en Clínica Centro de la ciudad de San Jorge, cerca de Cañada de Gómez, donde fue el accidente. “En esa clínica un doctor lo operó y pudo reconstruir el brazo, luego se hizo el traslado a La Pequeña Familia de Junín”, acotó.
Patricio Zárate es oriundo de Ameghino, donde tiene muchos familiares, pero está viviendo acá con su esposa y sus tres hijos, en una vivienda ubicada en Teodoro Fels y Apolidoro.

El accidente

A las 9 de la mañana del sábado se registró el tremendo accidente. El choque fue en el cruce ferroviario del Ferrocarril Belgrano y la Ruta Provincial 66, a metros del acceso sur de la localidad de Cañada de Gómez.
En el lugar, un camión Ford Cargo que transportaba leche de la empresa La Se-renísima y que viajaba de Córdoba a nuestra ciudad colisionó con el primer vagón de un tren de cargas que transportaba azúcar y viajaba hacia la ciudad de Rosario.
El chofer del camión, Zárate, de 28 años de edad y residente de Junín, tuvo que ser rescatado del habitáculo con mucho esfuerzo por parte de los Bomberos de la localidad de Cañada Rosquín y fue trasladado de urgencia al SAMCO de la ciudad de San Jorge.

Salvado de milagro


Los rescatistas hablaron de “milagro” al dar a conocer que Zárate estaba con vida. El transportista debió ser extraído entre los fierros retorcidos del habitáculo del camión con sus piernas atrapadas en la pedalera. El herido dialogó continuamente con los rescatistas y nunca perdió el conocimiento.
Según los Bomberos, encargados de rescatar a Zárate entre los fierros, el camionero siempre estuvo lúcido y contó que “lo encandiló el sol de frente” y no le permitió ver el tren.

COMENTARIOS