El caballo que fue rescatado tras padecer maltrato animal en la vecina ciudad de Lincoln (foto, “La Posta”).
El caballo que fue rescatado tras padecer maltrato animal en la vecina ciudad de Lincoln (foto, “La Posta”).
EN LINCOLN, HAY UN IMPUTADO POR MALTRATO ANIMAL

Denunció que le fueron robadas dos garrafas

En la Comisaría de General Pinto denunció un “hurto” el vecino Miguel Ángel Videla, de 60 años, empleado, residente en una vivienda de calle General Villegas, entre las arterias 2 de Abril y Puerto Argentino de la ciudad cabecera del vecino Distrito.
Expuso que en momentos que el damnificado no estaba en su residencia, ingresaron desconocidos, quienes le sustrajeron dos garrafas de diez kilos cada una, que estaban en un galpón ubicado en la parte trasera de la casa, y otros elementos, con los cuales escaparon los delincuentes.
Tras la denuncia del damnificado, personal de la Dirección Departamental de Investigaciones (D.D.I. Junín), grupo operativo General Pinto, inició las pesquisas y el ayudante fiscal local, Dr. Germán Neme, avaló lo actuado por la fuerza pública e impartió las directivas a los efectivos. Se inició una Investigación Penal Preparatoria (I.P.P.) caratulada “hurto”, en la que interviene la fiscal de turno del Departamento Judicial Junín, Dra. Vanina Lisazo, titular de la UFIyJ. N° 1 del foro local.

Infracciones al Decreto-Ley 8031/73
A dos jóvenes se las iniciaron sendas infracciones al decreto-ley 8031/73 (faltas), a ambos por incitar a la pelea y desorden en la vía pública y desobediencia.
Uno de los infraccionados reside en calles Juan Bautista Alberdi y el otro en Bernardo de Irigoyen de la ciudad de General Pinto.

Causa por maltrato animal
En Lincoln, rescataron un caballo que había sido abandonado por su dueño, presentando el animal heridas y estado de desnutrición.
El abogado Fernando Topa confirmó que avanza una causa judicial iniciada por este caso, la cual cuenta con un imputado, ya que se identificó al desaprensivo sujeto.
El operativo para salvar al equino se había iniciado luego de recibirse el llamado de un linqueño, quien observó al caballo casi desfalleciente, por lo cual se movilizó rápidamente a voluntarios, personal de la Patrulla Rural, de Zoonosis y de la Fiscalía de turno del Deparamento Judicial Junín.
Actualmente, el equino se encuentra en recuperación en un predio rural, donde recibe asistencia veterinaria.

COMENTARIOS