FUE APREHENDIDO EL LUNES 12 DEL MES PASADO

“Le exigieron que se haga culpable”, dijo la mujer del taxista acusado de abuso

Se trata de Valeria Empedocle, esposa de Cristian Emiliano Petricio de 35 años quien se encuentra detenido e imputado por la violación de la joven de 16 años. El hecho ocurrió el domingo 4 de noviembre cuando la menor salió de un boliche y subió a un auto de alquiler.

En el marco de la causa "abuso sexual con acceso carnal en grado de tentativa y lesiones leves", del que fue víctima una joven de 16 años, cabe recordar que hoy se encuentra imputado y detenido el taxista Cristian Emiliano Petricio (35 años).
“Quiero expresar de qué manera se están haciendo las cosas que desde nuestro punto de vista no es totalmente limpio y no se están manejando como corresponde. A mi marido lo detuvieron efectivos de la DDI, quienes le exigieron que se haga culpable de algo que él ni siquiera tenía conocimiento de lo que estaba pasando”, expresó a TeleJunín, Valeria Empedocle, mujer de Pertricio.
A fines de noviembre se había conocido el resultado de la pericia de ADN que había dado positivo entre las muestras genéticas recabadas en el conductor y la menor de edad que fue abusada en la madrugada del 4 de noviembre luego de salir de un boliche bailable y subir a un auto de alquiler.
“En el primer peritaje del auto que se hizo no se encontró nada. En el segundo, se encontraron rastros en una rejilla (trapo) que está expuesta a todo. Se usa para lavar el auto, arreglar el motor, etc”, dijo Empedocle.
“Después de una semana de lo que sucedió, se lo aprehendió a mi marido y encontraron estas supuestas evidencias. En lo que respecta a las huellas encontradas, son todos supuestos, ya que nunca las mostraron”, afirmó.
Durante 10 días, el joven de 26 años, Nicolás Tallone estuvo detenido y luego fue liberado tras el análisis de las cámaras de seguridad públicas y privadas que lo mostraban fuera de la escena de los hechos, sumándose además la detención de un nuevo imputado, el taxista quien se negó a declarar en la Fiscalía.
“En las cámaras que yo vi, no se ve a la víctima sino a una sombra que no se identifica si es hombre o mujer. A mi marido no se le ve el auto ni la patente y solamente se lo identifica porque es un taxi blanco y esa noche hubo once taxis trabajando”, dijo la mujer de Petricio.
En ningún momento se negó a declarar y lo único que dijo es que esa noche trabajó. No se le está periciando el teléfono en donde están registrados todos los números de clientes con los que él trabajó esa noche.
“Al momento de su detención, él estaba trabajando. Subió una persona que le indicó un destino para ir, como cualquier viaje normal que hace. Luego yo no me pude comunicar más y por medio de otra persona me enteré que lo habían detenido. Nosotros nunca nos escondimos porque estamos seguros que él no fue”, afirmó Empedocle.
“Hasta ese momento él no sabía nada de lo que pasaba. Esto es lo que él me expresó cuando lo vi después de seis días: me dijo que lo golpearon y le exigieron que se declarara culpable. Él no entendía nada y después de dos horas le comunicaron el porqué de la acusación”, sostuvo.
“El mismo día nos hicieron un allanamiento que a mi criterio fue un circo. Yo tenía seis personas dentro de mi casa y un testigo y yo debería haber estado en cada lugar que se allanaba y eso no sucedió. Estuve con un jefe de ellos que estando adentro me mostró evidencias de la causa y que por favor no dijera nada”, declaró.
“Yo vi fotos que supuestamente no tendría que haber visto, mientras todos revisaban mi casa. En ningún momento yo vi lo que se hizo porque estuve en un rincón mientras una persona me mostraba en un teléfono y hablaba mal de mi marido sin conocerlo”, informó.
“Y que si tuviera comunicación con él, esta persona me dijo que él me iba a tratar de engatusarme o mentirme para que yo confiara en él. Él en todo momento quería secuestrar el teléfono y se lo di”, recordó.
“Después fueron llegando unos informes, nos fuimos asesorando, ya que el abogado del Estado en ningún momento se comunicó con nosotros y siempre lo hacíamos mediante su secretario”, indicó Empedocle.

“No tengo para pagar el alquiler”
“Mediante todo esto, yo me quedé sin el taxi y tuve que entregar mi casa porque no tengo para pagar el alquiler y a mis hijas sacarlas de la escuela para que no les afectara todo lo que se decía”, agregó Empedocle.
“Somos una familia humilde, trabajadora y mi marido hace siete años que trabaja de taxista y es la primera vez que pasa algo así. Nosotros tenemos personas que lo conocen de años que están dispuestas a testificar que no solo llevábamos gente grande o chica a los boliches, sino que también menores a las escuelas y jardines”, expresó.
“Cada vez que lo voy a ver pido que se perite su teléfono y no sé por qué no lo están haciendo. Pedimos que nos devuelvan el auto porque necesito seguir viviendo y tengo tres menores. En este momento estoy viviendo con familiares porque no tengo dónde vivir. Además me están ayudando para comer porque no tengo dinero que me ingrese y cuentas que pagar”, subrayó.

“Afirman que no conocen a mi marido”
“A la chica en ningún momento se le hizo una cámara Gesell, sino que solamente se le tomó una declaración oficial que se tomó como si fuera una persona mayor. Tuvimos contacto con la madre de la víctima quien sigue afirmando que a mi marido no lo conocen”, afirmó Empedocle.
“Le mandamos una foto de mi marido actual, ya que la que se está usando para comparar es de hace 14 años atrás. La nena no lo conoce a mi marido ni él a la nena”, remarcó.
“A Tallone no lo conocíamos y lo ubicamos a través de este caso. Siempre mi marido tuvo como refrán que el taxi es lo más vendido en Junín porque vos ves el número de plafón y de esa manera identificás a la persona que haya cometido un crimen o delito”, recordó.

Giro en la causa
Al momento de ser interceptado, el 12 de noviembre, en la esquina de Quintana y Remedios Escalada de San Martín, Petricio circulaba conduciendo un auto de alquiler perteneciente a una parada de taxis cercana al boliche “Brook”, que había quedado incautado por las fuerzas policiales con fines periciales.
De esta manera, el personal de la Dirección Departamental de Investigaciones DDI Junín, también registró una vivienda en la zona de calles Sadi Carnot y Nicolás Avellaneda donde habrían incautado elementos de interés para la causa, entre los que se encuentran un GPS, ropa y otras pertenencias del hombre.
Además, trascendió que el sujeto presentaría lastimaduras en el brazo y la suela de su calzado sería similar a las huellas registradas en la zona del hecho.
Con asistencia de defensor oficial, el miércoles 14, el citado hizo uso del derecho de abstenerse de declarar ante la UFIyJ Nº 6 (especializada en violencia de género, familiar, delitos conexos a la trata de personas o la integridad sexual) del Departamento Judicial de Junín y ahora continúa alojado en una dependencia policial de la Región en condición de detenido.
El martes 13, Tallone recuperó la libertad tras el análisis de los videos DVR, ya que se lo observa en los sitios que dijo haber estado en su declaración, que formuló el mismo día que fue aprehendido.

COMENTARIOS