None
NO FUE PRODUCTO DE UN HECHO VIOLENTO

Pericias forenses sobre el fallecimiento de una sexagenaria en Junín

Descartaron que el deceso, en nuestra ciudad, de una mujer que residía en la localidad de Ascensión haya sido un caso de homicidio.

Ayer, desde Prensa del Departamento Judicial Junín se informó que en el marco de la Investigación Penal Preparatoria (IPP) 04-00-006742-16, caratulada "averiguación de causales de muerte - González, Álvaro Manuel (denunciante) – Fassano, Liliana (causante) en Ascensión", se llevaron a cabo numerosas diligencias, de las que surgieron importantes determinaciones.
La misma fue iniciada a partir de la presentación de Álvaro González en la subcomisaría de Ascensión, el 18 de agosto del corriente año, a las 16.30, informando sobre las circunstancias en que había hallado a su tía, Liliana Fassano, en el interior de su hogar (del que era su única moradora), en condiciones que determinaron el traslado de la misma inicialmente a la Unidad Sanitaria del lugar y luego a la Clínica IMEC de nuestra ciudad.
Posteriormente, González concurrió al domicilio de su tía Fassano (de 60 años edad), al ser informado que no respondía a los llamados telefónicos. Para acceder a la finca de calle Belgrano sin número, debió recurrirse a la intervención de un cerrajero ya que las dos puertas estaban cerradas por dentro con llaves colocadas, según costumbre de la sexagenaria.
No se constató violencia sobre accesos o dependencias de la vivienda, ni faltantes de elementos -ratificado ello por el testimonio de familiares- y las ventanas se encontraban cerradas. El relevamiento de la zona arrojó la inexistencia de cámaras de seguridad oficiales y/o privadas que cubrieran la zona del domicilio de Fassano.
La mujer se encontraba en el piso de la habitación a un costado de la cama, descompensada, y presentaba lesiones en rostro.
El testimonio de su médico certificó que se le había efectuado hace aproximadamente un año una cirugía de "Miles" por cáncer de colon, presentando en la actualidad un estado avanzado de la enfermedad (grado 4), con metástasis pulmonares.
El tratamiento actual incluía quimioterapia y la última atención del profesional fue el 16 de agosto a las 17.30. El deceso se produjo con fecha 19 de ese mes, en la Clínica IMEC de nuestra ciudad.
Efectuada por parte de la doctora Mirta Mollo, en el Instituto de Investigación Criminal de Ciencias Forenses Norte con sede en Junín, la operación de autopsia arrojó entre otras conclusiones, que no existen parámetros tanatológicos asertivos para poder establecer taxativamente la causal de muerte como de carácter violento, a la vez que el trauma debió asociarse a la enfermedad de base para ocasionar finalmente el deceso.

Investigan causales de muerte en Junín
Un juninense identificado como Ramón Eduardo Cieri falleció ayer al caer al agua en la zona del Puente Morote, produciéndose su deceso por inmersión, según determinó la autopsia que se le realizó, por disposición de la justicia.
El vecino, de 75 años de edad, padre de cuatro hijos que residía en Marcilla 149, cayó al curso de agua después de las 14 y se ahogó, pese a que pudo ser rescatado con premura.
Personal de la Comisaría Junín Primera inició una Investigación Penal Preparatoria (IPP) caratulada "averiguación causales de muerte", con intervención de la fiscalía de turno.
Sus restos son velados en la empresa Dos Reis, Rivadavia 765, y en la mañana de hoy Cieri será sepultado en el cementerio del Oeste.

COMENTARIOS