El desafío de desarrollar estrategias para  los nuevos consumidores de carne vacuna
ENFOQUE

El desafío de desarrollar estrategias para los nuevos consumidores de carne vacuna

Un cambio de tendencia en el consumo se verifica ya que en el año 2019 la compra, la decisión y la cocción de la carne vacuna son actividades compartidas tanto por el hombre como por la mujer. Esto lo circunscriben las nuevas generaciones.
Es importante conocer el escenario para desarrollar estrategias que incentiven el consumo de la carne vacuna.
En el Instituto de Promoción de la Carne Vacuna Argentina (IPCVA) manejamos que el consumo actual de los cortes bovinos está en 50 kilos por habitante, al año y bajó un 11%.
Ocurre que el poder adquisitivo de los argentinos está deprimido, este año ha caído un 20 por ciento, merma que tuvo influencia en el consumo de la carne vacuna.
Hoy en día nuestra esperanza y las encuestas del IPCVA muestran que cualquier mejoramiento del poder adquisitivo del argentino se va a verificar rápidamente en una reposición del consumo de carne vacuna.
Respecto de la tendencia, podemos decir que el 50% de la población económicamente activa a nivel nacional e internacional lo constituyen esta nueva generación, los millenials, los que muestran una mujer mucho más presente en el ámbito laboral, la cual tiene otra vida además de la casa y entonces ha tenido que dar lugar al hombre a que tome mayor protagonismo en las actividades hogareñas.
Hemos notado eso y es muy importante conocerlo para poder tomar una decisión en lo que es la promoción de la carne vacuna argentina, porque sus gustos y preferencias son muy diferentes en el hombre y la mujer.
También hemos notado que la mujer está más ocupada que el hombre en la actividad diaria y es "decisiva". Las mujeres millenials tienen su poder de decisión antes de ir a la carnicería saben qué consumir, son más de ir al supermercado, a diferencia del hombre que le gusta mucho más la carnicería porque encuentra en el carnicero una especie de amistad.
A la mujer le gusta lo inmediato, tener ya preparaciones en el frezeer es algo que la caracteriza en las nuevas generaciones. Sin embargo la realización del asado es una actividad que la efectúa el hombre de la casa y sigue haciendo la compra del asado del domingo.
Así se muestra cómo se van conformando las nuevas decisiones de consumo a nivel hogar.
Estas nuevas generaciones como son los millenials se han criado en épocas de crisis en las cuales el pollo y el cerdo habían tenido mucha preponderancia con respecto a sus antecesores. Gracias a que incluyeron esas carnes en su alimentación permitió que estas nuevas generaciones las elijan como menú. La misión del IPCVA como promotor de la carne vacuna es poder leer esto, qué está pasando con el mercado y poder elegir las estrategias de marketing que debemos tomar.
El desafío es conquistar este público que ha estado perdido para la carne vacuna. En realidad la conclusión es que hemos diversificado nuestra canasta de proteínas (carnes vacuna, aviar y porcina), pero poder llegar a ellos de una manera eficaz, es nuestro fin.
Nosotros podemos ver que lo inmediato, la rapidez, la comodidad es una característica muy fuerte en las nuevas generaciones porque viven sin tiempo. Realizan muchas actividades en lo diario, ya la alimentación pasó a ser algo que se soluciona muy rápido, no existe una preparación que requiere mucho tiempo.
Pero contradictoriamente vemos que existe un gusto por la cocina gourmet muy marcado en estas nuevas generaciones lo que evidencia una esperanza.
Debemos enseñarle a estas nuevas generaciones las nuevas formas de cocinar o que al ser la carne vacuna un alimento versátil, el cual no necesita mucho tiempo para su cocción es ahí a dónde apuntamos y vamos.
Entonces hemos empezado hace dos años una campaña de dar a conocer los diferentes cortes alternativos de la carne vacuna. Se trata de esos que necesitan menos tiempo de cocción o que son más económicos, todos ellos los podemos encontrar a través de recetarios que nosotros difundimos en las jornadas, seminarios en la Exposición Rural de Palermo por ejemplo, en el canal de YouTube, en nuestras redes sociales, en la página web del IPCVA y en otros sitios. Ese es nuestro trabajo.
Por ejemplo promocionamos el "chingolo", la "palomita" y "aguja" son cortes que no son conocidos a nivel poblacional en general, suelen ser los más baratos y en momentos de crisis es muy importante incentivar la cantidad y calidad de la carne consumida. Esos fueron los cortes que nosotros hemos detectado y nuestros recetarios fundamentalmente se focalizan en ellos.


(*) Perteneciente al área de Promoción Interna del Instituto de Promoción de la Carne Vacuna Argentina (IPCVA).

COMENTARIOS