Un Reposo en la Cámara Electoral  lastima a la República y a Cambiemos
OPINIÓN

Un Reposo en la Cámara Electoral lastima a la República y a Cambiemos

La cobertura de la vacante en la Cámara Nacional Electoral, según notas periodísticas, a pocos meses de que en este año sea el órgano de alzada del desarrollo de elecciones que darán títulos de integrantes del Poder Ejecutivo, de un tercio del Senado y de la mitad de los miembros de la Cámara de Diputados o sea los integrantes del Congreso de la Nación, es objeto de una disputa irracional, en la que figuran funcionarios del poder ejecutivo y una “mesa chica” del Pro.
Se produce una instalación falsa de que hay una pelea política por ese cargo entre la UCR y el PRO, cuando lo que está en discusión es si se hace lo que corresponde inevitablemente con respecto a dos figuras.
La primera en la terna efectuada por el Consejo de la Magistratura la Dra. Alejandra Lazzaro o el Dr. Hernán Goncalves Figuereido ubicado tercero en dicho concurso.
Cómo corresponde este trámite fue elevado al Ministerio de Justicia hace tiempo, quien debe poner en marcha el paso siguiente de enviar la propuesta de la designación al Señor Presidente de la República para que solicite el pedido de acuerdo al Senado.
Lo que no nos indica ninguna de las informaciones periodísticas que han trascendido es que oportunamente en el ministerio a cargo del Dr. Garavano recibió el 7 de Junio del año pasado una nota firmada por las autoridades de la UBA (Universidad de Buenos Aires) que dice “...respecto a la información solicitada con respecto a la solicitud sobre designación del Dr. Goncalves Figuereido -DNI 24.314.094- como profesor este Consejo Superior hace saber que dicho abogado no fue designado ni siquiera profesor invitado por esta Universidad...”.
Con respecto a la Universidad Nacional de San Martín consta nota en el ministerio donde no acredita haber sido titular de cátedra alguna.
El solo hecho de querer confundir como antecedente una invitación para dar charlas en una universidad sobre temas relacionados a circunstancias electorales como antecedentes académicos que son el tener un cargo de titular o adjunto que requiere concurso o competencia eximen de cualquier comentario.
Una de las columnas fundamentales de la constitución de Cambiemos fue la de reinstalar en la Argentina un poder judicial independiente y jerarquizado que alejara década de amparo y cobertura de los funcionarios de gobierno de turno.
Fui uno de los que dentro de mí partido y siendo electo secretario en la Convención Nacional de Gualeguaychú luché en forma personal para derrotar la alternativa de prolongar la administración que era continuación de lo mismo después de diciembre del 2015 y sumarnos a Cambiemos. Fuimos y somos parte de esa propuesta de cambio. Si finalmente propusieran la asignación irregular que he detallado, que me recuerda a la del señor Reposo en época kirchnerista, le sugeriría con todo respeto al Presidente de la República que recordara ante una circunstancia parecida la frase de aquel gran presidente -Dr. Sáenz Peña- que ante un consejo errado dijo: “...debo ser más amigo de la República que del consejo de mis amigos..”.
El radicalismo lucha por la racionalidad, no por un cargo.

(*) Ex senador de la Nación.

COMENTARIOS