La suba de precios y el impacto en el salario
ACTUALIDAD ECONÓMICA

La suba de precios y el impacto en el salario

Mientras que en el mes de julio la inflación estuvo impulsada por el traslado a precios de la devaluación, en agosto los precios estuvieron impulsados por el incremento en las tarifas de servicios públicos (electricidad, transporte), el aumento en los combustibles y en las prepagas.
De acuerdo con las estimaciones preliminares de consultoras privadas, la inflación minorista de agosto alcanzaría el 3,5% mensual.
Según la consultora Eco Go, la inflación será de 3,5% producto del impacto directo del aumento de las naftas, prepagas, electricidad y transporte (1,2%), sumado al arrastre de alimentos que sumaría otro 1,1%.
El shock cambiario completaría el resto de la variación.
Para la consultora Elypsis, la inflación seria cercana al 4% impulsada por los precios regulados. La consultora Ecolatina, en cambio, proyecta unos números más alentadores, con una inflación de 3,1%.
Si consideramos tal aumento mensual, la inflación en términos interanuales alcanzaría el 34%, el mayor porcentaje desde diciembre de 2016.
De confirmarse el dato de agosto, la inflación minorista superará el límite de la banda externa (32%) fijado por el FMI.
Con el dato de agosto, la inflación acumulada en el año hasta agosto se ubicaría cerca del 24%.
En el mes de julio, la Canasta Básica Alimentaria (canasta que determina la línea de indigencia según ingresos mensuales para una familia tipo de 4 miembros) alcanzó los $ 8.118. Esto significó un crecimiento 3,5% mensual (por encima de la inflación minorista) y de 32,4% respecto de julio 2017. En el año la Ciudad de Buenos Aires acumula un avance del 22,2%.

Mientras que los precios crecieron 29,5%, el salario nominal lo hizo 23,6%.

La Canasta Básica Total (que fija la línea de pobreza), también avanzó por encima de la inflación general.
Respecto de junio, creció 2,7% mientras que en términos interanuales 34%. De esta manera, la Canasta Básica Total para una familia tipo alcanzó los $20.134 mensuales y acumula así un avance en el año del 20,7%.
Por el lado de los precios mayoristas, la inflación medida por el IPIM (Índice de Precios Internos al por Mayor) registró en julio un crecimiento de 4,7% (algo menor al 6,5% del mes precedente). Mientras que los productos nacionales aumentaron un 4,7%, los productos importados lo hicieron 5,6%.
En términos interanuales, la variación del indice de precios mayoristas continúa en ascenso alcanzando el 47,1%. En acumulado del año, los precios mayoristas registran una suba del 36,5% y seguirá presionando con fuerza a la inflación minorista.
El Índice de Costos de la Construcción del Indec registró en julio un crecimiento de 1,8%, impulsado fundamentalmente por el capitulo Materiales (4%).
En términos interanuales, se desaceleró por primera vez en el año, cayendo del 29,9% de junio a 24,8%. En lo que va del año el indicador acumula una suba del 19,1%.
El salario real retrocedió 4,6% interanual en el mes de junio. Mientras que los precios crecieron 29,5%, el salario nominal lo hizo 23,6% en dicho mes.
De esta manera, en el primer semestre del año, el salario real acumula un retroceso de 1,4%.
Para los próximos meses se espera una importante aceleración de los precios, principalmente impulsada por la devaluación del peso ocurrida durante los últimos días de agosto.
Incluso antes de la devaluación de los últimos días del mes, las principales consultoras estimaban una inflación de al menos 34% para este año, guarismo que seguramente será ajustado al alza.

(*) Investigador de IAE Business School - Universidad Austral.

COMENTARIOS