Analógicos y digitales
MARKETING APLICADO

Analógicos y digitales

El déficit de atención masivo.

La realidad económica actual impulsa a las empresas locales a “estar presentes” en el universo digital. Más seducidos por la promesa publicitaria de bajo costo que por indagar sobre las posibilidades reales de potenciar el negocio, buscan establecer contactos sin considerar algunos puntos importantes que quiero repasar en esta columna.
Estar o no estar ya no es una opción, el siguiente paso es saber cómo y dónde. La forma de promocionar y comercializar productos y servicios ha cambiado radicalmente. Conocer las diferentes facetas del consumidor es vital en este proceso. ¿Cómo compra, actúa y toma decisiones?¿ Cuáles son los contenidos que lo impactan y las historias que lo conmueven? El primer punto tiene que ver entonces con entender la relación entre la gente y el nuevo contexto, es decir como se construye la imagen (valoración) que los clientes tienen sobre nuestros productos y servicios en este universo.
La gran mayoría de las empresas de nuestra ciudad no son “nativas digitales” y con este término no sólo me refiero a la cuestión tecnológica sino a los cambios que esta tendencia está generando en las relaciones humanas. Surgen, a partir de esta introducción, una serie de preguntas que las pymes deben formularse. Se trata de mirar hacia adentro y saber si están listas para desarrollar una cultura de cambio interno ¿Están preparadas para conectar con la gente y desarrollar experiencias positivas? ¿Tienen intenciones de dialogar con la gente? ¿Entienden que el universo digital no es un mundo paralelo sino que lo que ocurre en ese lugar es la realidad?
Una vez más destaco que las ventas son tan sólo relaciones. Las redes sociales y la comercialización on line no hace más que digitalizar y potenciar el vínculo, es por eso que la estrategia de comunicación en redes sociales no debe ser ajena a la realidad de la empresa.
Estamos frente a la explosión de un cúmulo de oportunidades, hay un nuevo motor para impulsar las economías regionales. Entender que no debemos hablar sólo de la cuestión tecnológica como un fin sino entenderlo como medio es la clave para el desarrollo concreto de nuevos negocios. Se trata de un cambio en la forma de relacionarnos motivo por el cual primero debemos preguntarnos si queremos o podemos abrir las puertas, correr los velos y tomar decisiones estructurales reales que mejoren la experiencia con nuestros productos y servicios. Ser y parecer, analógicos y digitales.

COMENTARIOS