None
NACIONALES

Macri y el gobierno

El Gobierno nacional y el de la Ciudad volvieron ayer a entrar en conflicto por la seguridad, luego de que el jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, anunciara un "retiro progresivo" de la Policía Federal en la Capital, y el mandatario porteño, Mauricio Macri, advirtiera que podría recurrir a la Justicia para bloquear la medida. Capitanich afirmó que se llevará a cabo un "retiro progresivo" de la Federal en la Ciudad de Buenos Aires "para que la Metropolitana se haga cargo de la responsabilidad emergente en distintos lugares de su territorio". Sin embargo, Macri aseguró que la presidenta, Cristina Kirchner, no le mencionó este tema cuando mantuvieron una comunicación telefónica el último jueves y cuestionó la decisión de retirar cinco mil efectivos de la Policía Federal de 14 barrios porteños donde ya se despliega la Metropolitana. "Espero no tener que recurrir a la Justicia" porque eso "sería un enorme retroceso", advirtió Macri.

COMENTARIOS