None
SE PROFUNDIZAN LAS DIFERENCIAS POR EL AVANCE DEL NARCOTRÁFICO

Desde el Gobierno rechazan la ley de derribo y acusan a los jueces

"Muchos no quieren ir (a la frontera) porque le dan miedo las víboras, las arañas o les molesta el calor", ironizó el secretario Berni acerca de las autoridades norteñas

Funcionarios del Gobierno nacional rechazaron la implementación de una ley de derribo y salieron a defender en bloque las políticas implementadas para combatir al narcotráfico, luego de las críticas de la oposición tras informe de la Iglesia y la Corte Suprema de Justicia.
En tanto el gobernador de Córdoba, Juan Manuel De La Sota, criticó de manera indirecta a su par bonaerense Daniel Scioli, al preguntarse "en provincia de Buenos Aires no hay narcos, ¿no? Pareciera ser que solamente (existen) en Santa Fe y Córdoba, que son dos provincias que tiene gobiernos críticos", añadió.
En este sentido, el ministro de Seguridad, Arturo Puricelli, destacó que el Gobierno "tiene políticas activas" contra las bandas que venden estupefacientes, aunque reconoció que "el crecimiento" del narcotráfico "es muy grande en el país", y "no alcanza" el accionar estatal para combatirlo. "Hay que redoblar los esfuerzos".
En sintonía se pronunció en contra el ministro de Justicia, Julio Alak, al señalar que "nuestro país no prevé la pena de muerte, y menos sin proceso previo", mientras que consideró que la problemática del narcotráficos es "un tema delicado y no es de solución mágica".
Mientras, el secretario de Seguridad, Sergio Berni, expresó que invitó a varios jueces "a trabajar a la frontera" para interiorizarse de las acciones en contra del narcotráfico, pero "muchos no quieren porque le dan miedo las víboras, las arañas o les molesta el calor".
"Otros tienen tremendo pánico y terror porque cuando recorremos en helicóptero te tirotean del otro lado de la frontera", indicó el funcionario nacional. 

COMENTARIOS