None
CONSEJO DEL SALARIO

El sueldo mínimo se acercaría a $ 2.800

El martes comenzarán las sesiones que podrían establecer una suba del 25% al haber mínimo vital y móvil.

El Consejo del Salario convocado para el martes próximo analizará una suba que podría llegar al 25 por ciento y ubicar así el haber mínimo, vital y móvil en torno a los 2.800 pesos. El piso remunerativo se ubica actualmente en 2.300 pesos, lo que lo consolidó como el más alto de América Latina, situación que se mantendría a partir del nuevo acuerdo.
Sin embargo, desde la CGT de Hugo Moyano cuestionaron que sus referentes no hayan sido convocados, mientras se remarcó que la Central Obrera debería estar para negociar el salario mínimo vital y móvil. En ese sentido, mediante un comunicado, la entidad reiteró que el mismo “no puede ser inferior a 3.500 pesos e invita a quién así no lo considere, que se aventure a vivir, guardando un mínimo de dignidad, con una cifra menor”.
En la sede del Ministerio de Trabajo ubicada en la avenida Leandro N. Alem, de la Ciudad de Buenos Aires, se reunirán funcionarios del Gobierno con 32 representantes sindicales y empresarios. Las reuniones de este año tendrán la singularidad de que no contarán con la presencia de autoridades de la CGT que lidera Hugo Moyano en la mesa de deliberaciones.
El Consejo del Salario se conforma con 16 representantes de los trabajadores y el año pasado, ese grupo estuvo conformado por 13 sindicalistas de la CGT, entre ellos el propio Moyano –invitado nuevamente en esta ocasión-, y otros tres representantes de la CTA. A partir de la ruptura con el Gobierno, Moyano plantea ahora un piso salarial del orden de los 3.500 pesos, mientras que la CTA -el sector más cercano al oficialismo, liderado por Hugo Yasky- busca un ajuste de alrededor del 25%, para llegar a los $ 2.875.

Contra el trabajo en negro

De todos modos, la CTA que encabeza Hugo Yasky también pedirá al Gobierno y a los empresarios que redoblen esfuerzos para combatir el trabajo informal en la Argentina e insistirá en la necesidad de que el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC) actualice los parámetros que utiliza para la medición de la canasta básica familiar.
Para este año, fueron convocados los mismos 32 representantes de los sindicatos y del sector empleador (16 en cada caso) que en 2011, incluyendo a Moyano y sus colaboradores más cercanos en la CGT y dejando fuera de la nómina al líder de la CTA opositora, Pablo Micheli.
El Gobierno cumplió con la formalidad de invitar a Moyano, a pesar de que el líder camionero anticipó que no concurrirá a la cita de la próxima semana. En tanto, trascendió que en el sector empresario, las entidades patronales del agro se abstengan de votar.

Críticas de la cgt


La CGT de Moyano redobló sus críticas al Gobierno y denunció la falta de reconocimiento del nuevo período de conducción, ya que indicaron que “el 12 de julio pasado eligió conforme a la Ley y a sus Estatutos una nueva conducción que asumió el 14 de julio del corriente año”.
“Insólitamente el Ministerio de Trabajo se arroga facultades de determinar, inconsultamente, la representación obrera en flagrante violación a lo dispuesto por la ley, desvirtuando el sentido de la Convocatoria y del propio Consejo. Esta conducta reitera la intención de violar el principio de autonomía sindical (que fue denunciado ante la OIT y otros organismos internacionales de Derechos Humanos) y tiene una gravedad desconocida en períodos democráticos en el país”, señaló el texto.
Asimismo, en el comunicado indicaron que “la falta de legitimidad de la representación obrera, deslegitima a dicho Consejo” y remarcaron que “evidentemente, el Poder Ejecutivo ya ha predeterminado, por lo menos sin el concurso de la legítima representación obrera, cuál será el monto del Salario mínimo a partir de este año, monto que seguramente ni se aproximará a las necesidades básicas de una familia de trabajadores”.
“Por lo tanto, trata de impedir que éstos estén legítimamente representados, garantizando así, en las apariencias, un supuesto acuerdo que no es tal”, denunciaron en el texto, que lleva las firmas de los secretarios General (Hugo Moyano), Adjunto (Guillermo Pereyra) y de Prensa (Omar Plaini).

COMENTARIOS