Sesiones extraordinarias para tratar las tres emergencias
DECRETO DE FERNÁNDEZ

Sesiones extraordinarias para tratar las tres emergencias

De acuerdo con la primera versión aparecida anoche, Fernández decreta el llamado a sesiones de verano para las urgencias sanitaria, económica y social.

El Gobierno convocó anoche a sesiones extraordinarias para tratar un paquete de leyes que propone las emergencias económica, social y sanitaria, que será enviado al Congreso en los próximos días y que genera cautela en la oposición por la letra fina de las iniciativas, según trascendió ayer en la prensa metropolitana.
Fuentes oficiales hicieron trascender que el decreto con la convocatoria terminó de redactarse a última hora, mientras Alberto Fernández, Sergio Massa, Santiago Cafiero y el diputado Máximo Kirchner mantenían extensas reuniones en el primer piso de Casa Rosada.
El presidente de la Cámara baja y el titular del bloque del Frente de Todos dejaron juntos la Casa de Gobierno pasadas las 21.
A los cinco minutos lo hizo el Presidente, acompañado por su vocero, Juan Pablo Biondi, y Juan Manuel Olmos, jefe de Asesores de la Presidencia.
La convocatoria para sesionar se lanzó entre el 13 y el 31 de diciembre.
Se tratará el proyecto de ley de solidaridad social y reactivación productiva en el marco de la emergencia económica, que engloba el resto de las iniciativas mencionadas. Además de otras cuestiones protocolares de rigor, como la ausencia del jefe de Estado durante el próximo año por “razones de gobierno”.
Alberto Fernández ya había conversado el miércoles durante un largo rato con Massa, y habían acordado el llamado a sesiones extraordinarias con un temario bien definido para empezar a avanzar con las principales urgencias que el Presidente delineó en su discurso inaugural ante la Asamblea Legislativa, el martes pasado.
Aún no está definido si el Poder Ejecutivo buscará que haya sesiones legislativas o no en enero, como había trascendido la semana pasada.
Había cierto rechazo de los empleados del Congreso.
Pero fuentes parlamentarias subrayaron que podría haber sesiones en la segunda quincena de enero.
La última vez que el Congreso abrió sus puertas en enero fue en 2002, después de la crisis que terminó con la salida del poder de Fernando de la Rúa.
Según confiaron fuentes del Poder Ejecutivo y del Parlamento, el presidente de la Cámara baja conversó el miércoles informalmente con los jefes de los interbloques de Diputados, a quienes les adelantó la convocatoria a sesiones para la semana próxima. Les habló de las emergencias social, económica y sanitaria. Sobre esta última abundó el ministro de Salud, Ginés González García, en la conferencia de prensa en la que presentó el nuevo protocolo del aborto no punible. “Necesitamos las pocas monedas que nos quedan para cubrir las prioridades”, dijo.

COMENTARIOS