Alberto, antes de asumir:  “El riesgo de default es muy alto”
TRANSICIÓN

Alberto, antes de asumir: “El riesgo de default es muy alto”

“El Estado está impedido de poder pagar en tiempo y forma”, aseguró Fernández, quien recibirá los atributos de mando por parte del presidente saliente, Mauricio Macri.

Alberto Fernández aseguró ayer que “el riesgo de default” de la Argentina “es muy alto” y que el “Estado nacional está impedido de poder pagar en tiempo”.
Así se refirió el presidente electo al estado de situación de la Argentina a horas de su asunción. “Cristina nunca vetó a nadie”, respondió Fernández a la consulta sobre si Cristina Fernández se había negado a que Guillermo Nielsen ocupara el Ministerio de Economía, como había trascendido. Y agregó: “El armado del Gabinete fue nombre tras nombre” y “todos tienen vínculo conmigo”.
Por la situación económica, dijo: “La locomotora que iba directo al precipicio va a parar. Se trata de poner en marcha una economía que está muy lastimada. El Gobierno puso el cepo que puso porque se gastó todos los dólares. Lo que la gente va a advertir es que va a cambiar el rumbo”, subrayó. “Es una gestión que no ha dejado en pie a nadie. Nadie ha ganado. Los bancos dejaron de ser bancos. Los grandes ganadores son los amigos del Presidente”, abundó.
“La culpa es de Macri por haber mentido. La verdad es que lo único que vieron los mercados es que el Estado nacional argentino está impedido de poder pagar en tiempo y forma, y el riesgo de default es muy alto, de hecho Macri lo ha declarado el día que habló del reperfilamiento”, resaltó.
Fernández también habló de los cambios que, según dijo, buscará impulsar en materia judicial. “El lawfare es malo venga de derecha o de izquierda, nadie puede promover eso. Los jueces reaccionan ahora porque cambió el poder. Vamos a terminar con los operadores mediáticos y los operadores judiciales y los jueces que operen con ellos”, aseveró.


Asunción
El presidente electo Alberto Fernández y la vicepresidenta Cristina Fernández prestarán juramento hoy en el contexto de una Asamblea Legislativa, que será el ámbito de una ceremonia formal en la que el mandatario saliente Mauricio Macri entregará los atributos de mando a su sucesor en el Congreso de la Nación.
Tras prestar juramento, Fernández brindará un mensaje ante la Asamblea Legislativa, en la que explicará los principales aspectos del programa que instrumentará su gobierno en materia política, económica y social.
Según el cronograma tentativo, la Asamblea Legislativa se iniciará a las 11.15, y será presidida por la vicepresidenta saliente Gabriela Michetti, tras lo cual se realizará la designación de los legisladores que integrarán las comisiones de interior y exterior, respectivamente, que serán las encargadas de recibir al presidente electo.
De acuerdo a lo previsto, el primero en llegar al Congreso a las 11.30 será Macri, luego a las 11.40 hará lo propio Cristina Fernández, y a las 11.45 arribará el presidente electo.
A su arribo, Fernández procederá a la firma de los Libros de Honor del Honorable Senado de la Nación y de la Cámara de Diputados de la Nación, en el “Salón Azul”. Posteriormente, Alberto y Cristina prestarán juramento ante la Asamblea Legislativa como presidente y vicepresidente hasta el 10 de diciembre del 2023.

COMENTARIOS