Contacto con Europa para hablar del cepo, inversión y comercio
ALBERTO FERNÁNDEZ

Contacto con Europa para hablar del cepo, inversión y comercio

El nuevo mandatario se reunió con la representante de la Unión Europea en Argentina y otros 22 diplomáticos de esa comunidad. Apoyo al acuerdo con el Mercosur y anuncio de viajes.

El presidente electo, Alberto Fernández, almorzó ayer con la embajadora de la Unión Europea, Aude Maio-Coliche, y más de veinte diplomáticos de la UE, quienes reafirmaron su “compromiso para seguir reforzando” la relación entre los países del Viejo Continente y Argentina.
“Nos complace reafirmar nuestro compromiso para seguir reforzando los lazos de amistad y cooperación entre nuestros países y nuestros pueblos. Le deseamos el mayor de los éxitos en el desempeño de sus altas responsabilidades”, señalaron en la misiva que le entregaron a Fernández durante el encuentro y que lleva las firmas de los presidentes de la Comisión Europea, Jean-Claude Jucker y del Consejo Europeo, Donald Tusk.
Fernández llegó al Salón Posadas del Palacio Duhau acompañado por sus colaboradores Santiago Cafiero, Felipe Solá, Cecilia Todesca, Gustavo Béliz, Miguel Cuberos y Juan Pablo Biondi.
Los más de 20 diplomáticos europeos que participaron del almuerzo organizado en el Palacio Duhau, en el barrio porteño de Recoleta, le expresaron además su “más sincera felicitación” por el triunfo electoral que obtuvo el pasado 27 de octubre.
Fernández se mostró partidario del acuerdo de libre comercio entre la Unión Europea y el Mercosur, aunque dijo que lo firmado debía revisarlo porque no conocía su contenido.
El almuerzo entre el mandatario electo y los diplomáticos europeos tuvo lugar en el salón Posadas del Palacio Duhau, y estuvo coordinado por la embajadora de la UE en Argentina, Aude Maio Coliche.
La funcionaria, de origen francés, le entregó una carta de felicitaciones de los presidentes de la Comisión Europea, Jean Claude Junker, y del Consejo Donald Tusk. Y hubo hasta momentos de broma, porque el grupo le regaló a Fernández una pelota de goma para su perro Dylan.
El presidente electo dejó en claro que asumirá con una economía en crisis y un Banco Central carente de reservas. A nadie le quedó dudas de que el cepo no será levantado, al menos en su primera etapa, por el próximo gobierno.
Los embajadores y Alberto Fernández hablaron sobre el momento complicado del yacimiento de Vaca Muerta, pero también de todo su potencial. Subrayaron, los embajadores, la importancia que le daban a la seguridad jurídica.
La UE era para 2018 el primer socio comercial de la Argentina, con un 44 por ciento de la inversión total que llega aquí.
Todo lo que se habló fue a manera de bloque y no como país individual, aunque Fernández habló claramente de un posible viaje a Francia, Italia y Alemania, y de entrevistas con sus líderes.

COMENTARIOS