“Ese dinero que vimos en los conventos era de todos”
MAURICIO MACRI

“Ese dinero que vimos en los conventos era de todos”

El Presidente volvió a cuestionar la presunta corrupción durante el kirchnerismo. Dijo que la obra pública fue sinónimo de cinismo y mentira en el pasado.

En una columna de opinión publicada ayer por la agencia Télam, el presidente Mauricio Macri volvió a apuntar contra la corrupción de los tres mandatos kirchneristas y destacó que durante su gestión apostaron a las cuentas claras y al “progreso real”.
“Durante muchos años, los procesos de compras y contrataciones de obras, bienes y servicios del Estado se llevaron adelante desde una estructura que no sólo facilitaba sino que promovía la malversación de fondos públicos, es decir, el dinero de todos los argentinos.
Los presupuestos se dibujaban, la desinformación se fomentaba, los pliegos no se publicaban y la competencia era inexistente”, dijo el mandatario, que asimismo hizo alusión a que los precios de las obras públicas que se llevan adelante ahora son hasta un 50% menores que hace tres años y medio.
El presidente recordó, aunque sin nombres propios, el video en que se ve al ex funcionario José López llevar bolsos con dinero y armas a un convento y aseguró: “Todo ese dinero que los argentinos vimos en bolsos, en conventos, era de todos. Ahí estaban nuestros impuestos para obras de verdad, que empiezan y terminan, que se adjudican de manera transparente y que son para siempre”.
La columna de Macri se publicó justo un día antes de la segunda jornada del juicio oral por el direccionamiento de la obra pública en la provincia de Santa Cruz en los tribunales de Comodoro Py, causa en las que están acusados, entre otros, la ex presidenta Cristina Kirchner, el ex ministro Julio de Vido y el empresario Lázaro Baéz.
Macri destacó que hoy se inaugurará el Paseo del Bajo, un corredor de más de 7 kilómetros con doce carriles que une el sur con el norte de la Ciudad, entre las autopistas Buenos Aires-La Plata e Illia, e indicó que lo que pasó con este proyecto es lo mismo que ocurrió con “cada una de las obras que llevamos adelante desde hace tres años y medio en toda la Argentina”.
“Pero la estafa del sobreprecio no era el único problema. Las obras se abandonaban. Y llegamos a tener obras truncas que se convirtieron en monumentos al abandono”, arremetió.

COMENTARIOS