Son 23.000 los condenados por violación en Argentina en condiciones de integrar el Registro de ADN

Son 23.000 los condenados por violación en Argentina en condiciones de integrar el Registro de ADN

El cura Julio César Grassi se sumará al listado una vez que se le extraiga la muestra de ADN solicitada por la justicia.

El Registro Nacional de Datos Genéticos vinculados a Delitos contra la Integridad Sexual, que está operativo desde mayo del año pasado, contabiliza más de 23.000 condenados en condiciones de figurar en esa nómina, a la que se sumará el cura Julio César Grassi una vez que se le extraiga la muestra de ADN solicitada hoy por la justicia.

"Ya enviamos 974 notas a jueces de todo el país" que incluyen "16.605 condenados por delitos contra la integridad sexual. Es decir que notificamos al 71 por ciento del universo que tiene el Registro, que es de 23.000 personas", dijo hoy a Télam Jorge Dotto, director del RNDG creado por la ley nacional 26.879 sancionada en 2013, y reglamentada en julio de 2017.

El Registro recopila datos genéticos con la finalidad de facilitar las investigaciones sobre delitos sexuales, y analiza a diario los datos filiatorios de más de 23.000 individuos en todo el país con condena firme, información que luego utiliza para solicitar a los jueces que autoricen la extracción de ADN, que incorpora a la lista.

Pero las demoras en las respuestas de los jueces, en algunos casos por desconocimiento de la herramienta que permiten guardar el perfil genético de un violador, hicieron que hasta el momento los magistrados emitieran 867 órdenes para realizar el ADN, entre ellas la del pasado 13 de febrero del Tribunal Criminal 1 de Morón para Grassi.

"Hay juzgados que colaboran mucho y otros que no están ni enterados de la norma", señaló Dotto, quien encabeza un equipo de una decena de personas que se comunican con tribunales de todo el país para difundir el RNDG y notificarlos de las personas con condena firme por delitos contra la integridad sexual para que soliciten la extracción de ADN.

Una vez que los jueces lo piden, la muestra genética se obtiene a través de un hisopado bucal que se realiza en el complejo penitenciario donde está detenido o en caso de estar libre se lo cita allí para una extracción, que también puede realizarse en la sede del RNDG.

"Si la persona se niega, como ocurrió con (el portero de un edificio del barrio porteño de Palermo) Jorge Mangeri, (condenado a prisión perpetua por abusar y asesinar a Ángeles Rawson), le pedimos al juez tener acceso al perfil genético de ADN que figura en la causa", explicó Dotto, que es médico genetista.

En el Registro también figuran perfiles NN, como el del asesino de Lucila Yaconis, la adolescente de 16 años que fue atacada en 2003 por un hombre a pocos metros de las vías del tren Mitre en Núñez, quien intentó violarla y ante su resistencia, la mató, sin que hasta ahora se conozca su identidad.

"Los perfiles de NN que tengamos en el Registro nos permiten identificar si una persona detenida tiene otro crimen impune", aseguró el titular del RNDG.
Para acelerar la incorporación de perfiles genéticos de violadores a la base de datos, el ministro de Justicia y Derechos Humanos, Germán Garavano, convocó el próximo 20 de marzo a una reunión en los tribunales de Comodoro Py, en la que participarán jueces de todo el país, el presidente de la Cámara Federal de Casación Penal, Juan Carlos Gemignani, y la organización Madres del Dolor.

COMENTARIOS