“No permitiría el aborto ni en los casos de violación”
POLÉMICA FRASE DE MICHETTI

“No permitiría el aborto ni en los casos de violación”

La presidenta del Senado explicó que se involucró en el debate para “equilibrar los tantos” dentro de Cambiemos, por los legisladores oficialistas que apoyan el proyecto.

A poco del debate del aborto legal en comisiones del Senado, la vicepresidenta Gabriela Michetti explicó que no permitiría la legalización de la interrupción del embarazo “ni en los casos de violación”. Además dijo que se involucró para “equilibrar los tantos”, en relación a los representantes de Cambiemos que respaldan el proyecto, que tiene media sanción de Diputados.
El debate en el Senado arranca el martes y la oposición logró que se trate en tres comisiones y no en cuatro, en un revés para la vicepresidenta. La oposición consensuó con el oficialismo que el proyecto pase por Salud, Justicia y Asuntos Constitucionales y no por Presupuesto, en contra de lo que pedía la titular de la Cámara alta. La propuesta se tratará en el recinto el próximo 8 de agosto.
Michetti consideró que “el aborto está muy ligado a una sociedad que piensa solo en el deseo particular y en su propio ombligo”. En medio de las diferencias en el oficialismo sobre el proyecto, dijo que “ningún ser humano puede decidir sobre la vida de otro”. La vicepresidenta, que siempre se pronunció en contra de la legalización de la interrupción voluntaria del embarazo, opinó que “el Estado debe proteger a todo ser humano concebido, en la tercera edad o en la etapa de embrión”.
“Eliminar a una persona ya concebida y no dejarla vivir, frente a ocho o nueve meses de embarazo, la verdad, no me parece. Digo, hay personas que viven cosas muchísimo más dramáticas y no las pueden solucionar y se las tienen que bancar. No sé, qué sé yo. Para mí la vida es el derecho más importante de todos”, dijo Michetti en una entrevista a La Nación.
La titular del Senado ratificó que para ella un embrión debe considerase vida ya que es “un ser humano en su primera etapa” y que ella tampoco hubiera permitido el aborto de embarazos que surgieron a partir de una violación, algo que puede hacerse con previa autorización judicial.
“Entiendo el drama que significa, pero hay tantos dramas en la vida que uno no puede solucionar que no me parece que porque exista ese drama, digamos que a uno se le terminó la vida. O sea, podés dar en adopción el bebé y no te pasa nada”, afirmó. Aunque se mostró a favor de “despenalizar a la mujer” que interrumpe su embarazo y que hoy es castigada por la ley si lo hace.
Además consideró “ridículo” no expresar su postura por ser la titular de la Cámara alta y recordó que había hablado del tema “mil veces” en anteriores ocasiones. “No tenía ninguna intención de militar el tema, pero me sentí políticamente obligada a equilibrar los tantos. El error entre comillas fue haber hecho una foto de Cambiemos de los que estaban a favor del proyecto. Ahí se obligó a la coalición a hacer otra foto que dijera: 'acá tenemos las dos posturas'”, aclaró.
Para Michetti el respaldo de un sector de Cambiemos al proyecto generó "mucha bronca en una enorme parte" del electorado que votó al oficialismo porque, recordó, el propio presidente Mauricio Macri admitió públicamente que rechaza el proyecto porque está "a favor de la vida".
La vicepresidenta aseguró que tiene "neutralidad absoluta" en su rol al frente del Senado y defendió su decisión de mandar el proyecto para la legalización del aborto a diferentes comisiones. "Podría haber hecho más giros para trabar el tema y lo que hice fue lo mismo que Diputados", indicó Michetti, que tiene una estrecha relación con el Papa Francisco.

COMENTARIOS