None
CORRUPCIÓN EN EL GOBIERNO

La UCR presiona para que Macri actúe urgente en el caso Arribas

Algunos dirigentes radicales sostienen que el jefe de los espías debe ir a la Justicia, pero otros piden que se lo separe del cargo.

El radicalismo se metió de lleno en la denuncia que involucra al jefe de los espías, Gustavo Arribas, sospechado de recibir dinero para el pago de sobornos de la empresa brasileña Odebrecht. El caso divide a la UCR: algunos de sus referentes reclamaron el apartamiento temporal del titular de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), mientras que otros sugieren una “presentación espontánea” ante la Justicia. Pero todos coinciden en una cosa: actuar “urgente” para controlar los daños de una acusación que pegó de lleno al gobierno de Mauricio Macri.
Lejos de pensar que se trata de un “cúmulo de insinuaciones” o de un “tema menor”, como expresó el ministro de Justicia, Germán Garavano, en la UCR siguen con mucha atención los sucesos que envuelven el caso de Arribas. Sin embargo en el centenario partido parece haber tantas opiniones como dirigentes y no hay unanimidad en el curso de acción de debe llevar adelante el gobierno.
El senador Luis Naidenoff sugirió una “presentación espontánea” en la Justicia para despejar las dudas que se multiplican sobre una figura de gran cercanía con el Presidente. “Hay que dar un corte rápido y ese corte es la presentación espontánea. Este estado de sospecha generalizada de la función pública tampoco es bueno y por eso hay que ser contundentes”, reclamó el legislador formoseño.
Oscar Aguad, ministro de Comunicaciones, se paró en la vereda opuesta. “La Justicia tiene autoridad para actuar, no creo que deba presentarse espontáneamente”. Sin embargo el ex diputado no soslayó la gravedad de la acusación. “Entiendo que por ser funcionario se invierta la carga de la prueba. Arribas tiene que probar lo que dice”, explicó.
Aguad también pareció una referencia directa a otras voces del partido que pidieron medidas drásticas. El pasado viernes el senador Julio Cobos equiparó la situación de Arribas con la del jefe de la Aduana, Juan José Gómez Centurión, y consideró que Macri debería “actuar en forma similar” y apartarlo de su cargo mientras dura la investigación.
“Separar funcionarios puede ser socialmente atractivo, pero ante cualquier denuncia que te hagan no podes estar sacando a la gente”, reflexionó Mario Domingo Barletta. El diputado, sin embargo, reclamó que el caso se resuelva rápido y manifestó su desacuerdo con Garavano. “A diferencia de lo que planteó el ministro de Justicia, le doy suma importancia al caso. Y le pido a la Justicia que se manifieste de manera inmediata”, pidió Barletta.
Más allá de sus buenas intenciones, en la UCR lanzaron una advertencia. “Si las cosas no son claras cuando te presentás a la Justicia, en política se deberán tomar las decisiones que se tienen que tomar”, apuntó Naidenoff.

COMENTARIOS