REGRESÓ DE NUEVA YORK

El Presidente reapareció en acto en Pilar y viajó en colectivo

En su regreso de Nueva York, el presidente Mauricio Macri aterrizó en Buenos Aires ayer por la mañana y, a diferencia de otros viajes en los que el cansancio lo obligó a recluirse en la Quinta de Olivos, decidió trazar una agenda con varias actividades. Casi sin escalas, luego de desembarcar en Ezeiza en el vuelo 953 de América Airlines, el Presidente fue rumbo a Pilar, para encabezar un acto en el que lanzó, en el marco del Plan de Mejora del Conurbano, la renovación integral de los corredores del transporte público. Y lo hizo en un escenario particular: el jefe de Estado hizo una recorrida en micro. En la localidad de Derqui, el Presidente estuvo acompañado por el ministro de Transporte Guillermo Dietrich y el intendente de esa localidad Nicolás Ducoté. No pudo estar, en cambio, la gobernadora María Eugenia Vidal, por cuestiones de agenda. Allí, Macri se subió a un omnibús, e hizo una recorrida simbólica y luego anunció la pavimentación de 146 kilómetros, en calles de tierra de Pilar y otros 14 municipios bonaerenses. Pese a que la actividad fue pública y hasta incluyó selfies con vecinos de Pilar, la decisión de Presidencia fue evitar el contacto de Macri con la prensa.

COMENTARIOS