None
TORNEO INICIAL

El Ciclón le ganó a Central en un final a pura polémica

San Lorenzo consiguió ayer un triunfo vital para seguir con vida en la lucha por el campeonato, al vencer por 2 a 0 a Rosario Central en Arroyito. El Ciclón se recuperó así de la eliminación de la Copa Sudamericana que sufrió en la semana ante River.
San Lorenzo salió a la cancha con un equipo mechado entre titulares y suplentes. Así, el planteo de Pizzi era claro: jugar de contra ataque.
Fue así, que a los 26 minutos, los de Boedo rompieron el cero. Por intermedio de su goleador Martín Cauteruccio, quien armó una gran jugada individual, con caño incluido, y definió tras un gran amague en la puerta del área. Y a los 40 del complemento, Héctor Villalba partió habilitado tras un pase de Fernando Elizari y también ejecutó una excelente definición.
Sin embargo, el delantero uruguayo, tras marcar el quinto en el torneo, tuvo que abandonar la cancha por una lesión en la rodilla derecha. En la segunda etapa, con la ventaja conseguida, los visitantes salieron a ocupar bien los espacios y a esperar al rival. Central generó muy poco peligro para tener tanto el balón y la visita lo definió con la velocidad de sus puntas.
El segundo gol del Ciclón generó mucho revuelo, ya que Elizari había salido del campo tras ser atendido y al ingresar le dio el pase de gol a Villalba. Y el encuentro terminó picado.

COMENTARIOS