manuel vicentini sarmiento
Vicentini entrenándose en la Ciudad Deportiva.
PRIMERA NACIONAL

Vicentini recordó las tres finales y confesó que se siente "en deuda" con los hinchas

En diálogo con Democracia, el arquero titular del Verde analizó la actualidad del plantel, se refirió a las ofertas que recibió en los últimos tiempos y opinó sobre su rendimiento personal. “En Sarmiento alcancé un gran rendimiento”, consideró.

Hace cinco años que Manuel Vicentini arribó a Junín para calzarse la casaca de Sarmiento. Sin embargo, tuvo que esperar hasta la temporada 2018-2019 para poder conseguir la titularidad indiscutida que hoy mantiene en el Verde.
Su debut se produjo el 19 de septiembre del 2017, en el empate en 0 frente a Quilmes en Junín. Poco le duró su lugar en aquel “11” ya que la llegada de Fernando Pellegrino lo marginó de su puesto en el arco.
De esa forma, tuvo que contener sus ganas de volver a ponerse el buzo de “1” hasta el 30 de abril del 2018, cuando volvió frente a Boca Unidos de Corrientes y nunca más se lo sacó.
Este año fue la cuarentena la que lo aisló del arco hasta hace algunas semanas, cuando se posibilitó que los jugadores vuelvan a entrenar. Acerca de esto y su mirada sobre el estado actual de Sarmiento, Vicentini dialogó en exclusiva con Democracia.
Respecto a lo que fue el regreso a los entrenos, el “1” contó: “Volvimos con mucha expectativa y ganas. El entrenarse es algo que todo futbolista hace desde que tiene uso de razón, el hecho de ponerse contento por ir a jugar al fútbol. Tenemos una rutina hecha en base a eso. Pasé toda la cuarentena con el deseo de volver cuanto antes”.
Pese a la ausencia de ruedo de la pelota, lo que generó movimientos fue el mercado de pases y el arquero del Verde estuvo en el radar de uno de los “grandes”. Sobre este suceso manifestó: “Hubo sondeos de Racing porque estaba a la vista que necesitaban un arquero. También hablaron con mi representante pero no pasó más que un llamado para conocer mis intenciones. Al no ser un jugador libre y tener contrato con Sarmiento, quizás a muchos clubes les conviene contratar a otro jugador que esté libre y no tener que desembolsar mucha plata para hacerse de un jugador”.


Y contextualizó: “Siempre cuando llega el final de la temporada se empiezan a hablar muchas cosas. Con todo este problema de la pandemia agarró muy golpeado a los clubes en lo económico, por lo que se registraron muy pocos movimientos”.
Pero no fue solo la “Academia” la que se interesó en Vicentini (el arquero tiene contrato con el Verde hasta junio de 2022), sino también que se recibió el llamado de un equipo del exterior: “Un equipo grande de Bolivia quería saber de mi situación. Fueron charlas que mantuvimos pero a todos los clubes les hicimos saber del interés de permanecer en Junín porque estoy muy cómodo. Tenemos un equipo muy competitivo y no quiero tomar una decisión apresurada”.
No solo las grandes atajadas caracterizan al arquero del Verde, sino también su temple tranquilo para proyectar lo mejor para su futuro. “Quizás lo mejor sea esperar a enero para tener un mercado más estable y esperar por una mejor estabilidad económica tanto del país como de los clubes”, consideró.
Sobre su quinto año consecutivo en la ciudad indicó: “Es todo un conjunto; lo que es la ciudad, el gran desarrollo del club en lo institucional, las comodidades que brinda y el crecimiento en lo deportivo. Es un combo de cosas que ponés en la balanza y lo define. Sé que vengo manteniendo una regularidad, tengo partidos y al momento de tomar una decisión me conviene mantener esto”.
En torno a sus objetivos personales, confesó: “Busco una regularidad y no hacer una atajada tremenda y después comerme un gol. En el último tiempo la he podido lograr y generar la confianza. Estar en Sarmiento me permitió conseguir ese nivel”.
La actualidad
Si bien todavía resta la decisión del Tribunal de Arbitraje Deportivo respecto al reclamo de San Martín de Tucumán, lo que va a determinar la manera en que se planificará el reinicio de la Primera Nacional, el actual arquero de Sarmiento compartió sus sensaciones en torno a la actualidad del equipo.
“Terminamos en una buena posición. No sabemos cómo se va a definir ni con qué nos vamos a encontrar. Una realidad es que quizás vas a jugar un partido eliminatorio y te levantaste con un mal día, una derrota en una instancia así puede llegar a ser injusto”, afirmó. 

El dolor por las finales perdidas
Vicentini es uno de los pocos futbolistas que reside en el actual plantel que participó en las tres finales perdidas por el equipo que conduce Iván Delfino. Si bien en la primera de ellas la presenció desde el banco, frente a San Martín de Tucumán en el 2018, las otras dos las vivió desde el arco.
En este sentido, el “1” brindó su mirada. Al respecto dijo: “Es triste, es como que uno se queda con esa sensación de que no pudo retribuirle al hincha todo el afecto que te brinda. Uno se siente en deuda”. 
Aunque valoró: “Si querés ver el vaso medio lleno, le pudimos dar prestigio, imponer respeto en la categoría y saber que Sarmiento se ha vuelto un protagonista en cada torneo de la Primera Nacional”. 
Y agregó: “Eso hace también que a la hora de buscar a un jugador, accedan más fácilmente a venir sabiendo a la institución que se van a encontrar”.
Pese a las tres derrotas, Vicentini resaltó la última ante Central Córdoba como la más dolorosa. Al respecto, expresó: “Sentí mucha frustración. Dolió por el rendimiento que veníamos desarrollando, estábamos en una onda verde de victorias y se nos escapó algo de las manos que parecía imposible. Fue el dolor generado al no poder coronar todo lo que hicimos durante el año”.

Su arribo al Verde
Fue en la temporada 2015 cuando Vicentini arribó a Sarmiento, tras formarse en Boca Juniors y no encontrar su lugar en la Primera del equipo. “Venía del mejor club de Argentina en cuanto todo: infraestructura, tecnología, rendimiento, y al estar en ese mundo uno no sabía con qué se iba a encontrar”, recordó y confesó: “Cuando llegué a Sarmiento me encontré con un club que estaba en pleno crecimiento y en estos cinco años que pasaron fui parte de la evolución del club”.
Acerca de lo que es su quinta temporada en el club analizó: “Tuvo un crecimiento abismal en infraestructura; el predio, la ciudad deportiva, el gimnasio. Fueron cosas que se han ido adquiriendo”. 
Y también abordó la cuestión deportiva. “Llegamos a ser un club protagonista de la B Nacional, que logró un ascenso, le tocó descender y ahora fue protagonista tres años seguidos en la categoría. A la hora de nombrar al club en el resto del país, Sarmiento se ganó su respeto”, afirmó.

--

--> Suscribite al Verpertino y recibí las principales noticias de la tarde en tu email, de lunes a viernes a las 18

COMENTARIOS