El “Pela” Elián Pirani al frente, su padre Raúl detrás, los entrenadores Cristian Badino y Oreste Lopez; y el presidente de Defensa, Gastón” “Petete” Freda.
El “Pela” Elián Pirani al frente, su padre Raúl detrás, los entrenadores Cristian Badino y Oreste Lopez; y el presidente de Defensa, Gastón” “Petete” Freda.
PASIÓN POR EL FÚTBOL

Elián Pirani, la historia del pibe que debutó en primera a los quince años

Le dicen el “Pela” y en la última fecha del torneo apertura, el entrenador Oreste López lo metió de titular en el equipo mayor de Defensa Argentina. Su responsabilidad, el proyecto deportivo del club y el apoyo de su familia son claves para un presente repleto de sueños.

A Elián Pirani, le dicen el “Pela”. Tiene 15 años y debutó como titular en la primera división del Club Defensa Argentina. Fue ante Ambos Mundos, con victoria por 3 a 1, en la última fecha del Torneo Apertura 2019 que organizó la Liga Deportiva del Oeste.
Ya hacia un tiempo que el apodo del “Pela” se venía sintiendo en el mundo de los futboleros. “Ese pibe de Defensa la rompe, va a ser un crack”, se comenta. Y algo de eso es cierto.
Elián juega de delantero pero también se puede mover como enganche. Es habilidoso, preciso, rápido y guapo. Y es guapo no por pelearse con nadie sino por todo lo contrario. El “Pela” es de esos jugadores que cuando la pierde se embronca y se pone a disposición del equipo para la recuperación.
Y si le pegan una patada se levanta como puede y al rato ya la vuelve a pedir otra vez. Es incansable. Y es lógico, tiene 15 años.
Seguramente son muchísimos los jugadores que han debutado a los 15 en una primera división. Debe haber miles pero cada historia siempre es diferente.
Acá el principal protagonista pareciera ser el “Pela” pero detrás de su debut en primera está el esfuerzo de sus padres, el proyecto deportivo de un club y las ilusiones de un pibe.

De movida
Él ya se lo venía venir. El “Cuchu” Oreste López, entrenador de primera, tiene la costumbre de confirmar el equipo titular unos días antes del partido, en el último entrenamiento. Y así fue como Elián se enteró. El nueve de la quinta iba a jugar en primera.
Aquel momento inolvidable fue una linda excusa para iniciar la charla. Y como punto de partida, contó: “Yo juego en el club desde chiquito. Nos vinimos de Córdoba a vivir a Junín y acá conocí a un amigo que entrenaba en Defensa. Un día me dijo si quería entrenar y ahí arranqué. Yo tendría siete, ocho años”.
Añadió: “Como siempre faltaba algún jugador, desde chico me acostumbre a jugar en categorías mayores. En el último torneo se dio que tuve la posibilidad de jugar en primera. Mi categoría es la quinta pero también venía jugando unos partidos en cuarta. Hasta que un día el técnico (Oreste López) habló con mi papá para ponerme en primera".
Sobre aquel momento, recordó: "Un día antes del partido ante Ambos Mundos, el técnico deja anotado el equipo en un papel y yo estaba de titular. Cuando lo vi no lo podía creer, me sentí muy contento".
Frente al “Tricolor” el “Pela” tuvo un partido aceptable. Arrancó medio nervioso pero terminó jugando bien. Su equipo ganó y eso también formará una linda parte de este enorme recuerdo. Mientras tanto, en el presente, Elián sueña con afianzarse en primera y por qué no con salir campeón.
Condiciones tiene de sobra. Y esas condiciones fueron las mismas que le permitieron jugar un tiempo en Belgrano de Córdoba y en Sarmiento. Se fue a probar, quedó, pero siempre volvió.
“Es que acá soy yo”, explicó.

El apoyo familiar
El “Coca” Raúl Pirani es el papá del “Pela”. Este hombre que hoy peina canas supo ser un defensor central aguerrido también de Defensa Argentina. “Podes creer que me salió habilidoso este”, dijo en broma para romper el hielo.
Un poco más serio, contó: “La realidad es que a nosotros no nos sobra nada, yo soy albañil y hago lo que puedo para a que mis hijos no les falta nada. En este caso siento un gran orgullo de ver a mi hijo jugar al fútbol. Cuando él o su hermano más chico tienen que jugar yo trato de ayudarlos y acompañarlos en lo que pueda. Si juegan a las diez de la mañana yo me levanto a los ocho para prepararles el desayuno y ver en qué puedo colaborar".
Tanto para su hijo como para él, el debut ante Ambos Mundos será inolvidable. Al respecto, recordó: "La verdad que cuando el `Cuchu´ López me dijo que quería probarlo en primera yo un poco me preocupé, no porque no crea que tenga las condiciones; si no más que nada por la edad. En primera sabemos que es un juego más fuerte. Pero bueno, esos miedos que yo tenía se me fueron yendo y por suerte salió todo bastante bien”.
Raúl también reflexionó: “Como padre trato de que a mi hijo le vaya bien en la escuela, que sea responsable, que sea buen compañero y que principalmente se divierta. Un tiempo atrás yo era un poco más calentón que ahora y tenía mis reacciones cuando al chico le pegaban, por ejemplo. Pero bueno, ahora estoy un poco más tranquilo. Disfruto un poco más de verlo jugar".
“Yo siempre le digo que para llegar a jugar en ligas importantes él tiene que aprender a ser responsable. Eso es lo principal”, finalizó.

El proyecto deportivo del Club Defensa Argentina
El surgimiento de Elián Pirani en la primera división del Club Defensa Argentina no es ninguna casualidad. Desde hace un año, la comisión directiva que preside Gastón Freda tomó la decisión de iniciar un nuevo proyecto deportivo cuya cara más visible es la de Oreste López. También están los entrenadores Rodolfo Aguilar, Ricardo Videla, Matías Tulizzi, Cristian Badino, Javier Álvarez y Daniel Vigorelli.
Relacionado al debut de Elián y al nuevo proyecto, Freda indicó: “El `Pela´ siempre fue un chico muy respetuoso, nunca discutió ni con un profesor ni con un compañero. Además es un chico muy responsable. Jamás faltó a algún partido, nada, siempre se maneja dentro de lo correcto”.
Completó: “Nosotros lo conocemos mucho, lo vimos desde chiquito, sabemos del esfuerzo que hace su padre, sabemos que es un pibe bárbaro y que además siente mucho la camiseta. Queremos que él represente una nueva camada de jugadores”.
En sintonía con la palabra del “presi”, el entrenador de Elián en la quinta, Cristian Badino, remarcó: "Nosotros llegamos hace muy poco tiempo al club y la verdad es que al principio nos contó mucho implementar esta idea de que el que no entrena no puede jugar".
Badino también destacó: "Cuesta muchísimo trabajar con la ansiedad de los padres. Lo más importante de nuestro trabajo es transmitirles a los chicos y a los padres la cuestión del esfuerzo, la idea de que si no se entrena no se juega”.
"Hoy hemos logrado mejorar muchas cuestiones, principalmente el tema de la conducta. Sumado a eso hoy tenemos muchos chicos con proyección, que han mejorado muchísimo y que como en el caso de Elián empezaron a tener su oportunidad en primera", completó el joven entrenador.
Por último, “Cucho” López, destacó: "Defensa es un club de fútbol y hace unos años esto no se respetaba. Había muchos actos de indisciplina. En este último campeonato, de trece fechas que jugamos solo tuvimos una expulsión. Y esto antes no ocurría. Ahora estamos tratando de hacer las cosas lo mejor posible, trabajamos con el objetivo de trasmitirle a los chicos que al fútbol se gana jugando y no haciendo otra cosa".
"El caso de Elián representa un poco todo este trabajo. Lo veníamos siguiendo desde chico y la verdad es que estamos todos muy contentos con su debut y también con la proyección del jugador. En Defensa se están empezando a ver los resultados. Costó mucho y va a seguir costando. Nosotros queremos tener jugadores a los que les guste entrenar”, destacó el experimentado director técnico para finalizar.
En resumen, nada surge por casualidad. Ante una oportunidad lo mejor es siempre estar preparados. El resto se completa de sueños, de una pelota, un arco y de esa adrenalina que solo sienten los que aman el fútbol.

COMENTARIOS