Gareca, sin respuesta ante el apetito de Pablo Escobar por asesinarlo
COLOMBIA

Gareca, sin respuesta ante el apetito de Pablo Escobar por asesinarlo

Ricardo Gareca siempre estuvo en la mira de Pablo Escobar, sin embargo no llegaron a él. El amor por el fútbol del Patrón salvó a Gareca. Se contempló colocarle un coche bomba”, aseguró “Popeye”, el apodo de John Jairo Velásquez, famoso sicario del ex líder narco colombiano, quien reveló que el Cartel de Medellín tenía en la mira a varios futbolistas del América de Cali, allá por mediados de los 80.
Y este miércoles, en la conferencia de prensa que brindó el DT de la selección peruana, le preguntaron al respecto.
“Bueno, son cosas que la verdad no tengo respuesta. Si yo tengo que hablar de Colombia, he pasado años sensacionales en mi vida. Pero esas son cosas que salen después de 25 años y que yo no tenía ni tengo ninguna clase de conocimiento”, respondió el argentino.
Gareca jugó en América de Cali desde 1985 hasta 1989 y ganó dos títulos en plena guerra narco entre el cartel de Cali y el de Medellín.

COMENTARIOS