Santiago Dos Reis, el ex jugador de Sarmiento en su nuevo rol de entrenador.
Santiago Dos Reis, el ex jugador de Sarmiento en su nuevo rol de entrenador.
ENTREVISTA

"Tenemos que entender que el fútbol no es una cuestión de vida o muerte"

Así lo expresó el ex futbolista juninense Santiago Dos Reis, quien en la actualidad se encuentra ejerciendo el cargo de entrenador en el Club Juventud Unida de Lincoln. "El director técnico es el encargado de marcar pautas claras y mantener la armonía del equipo", remarcó.

En septiembre de este año, Santiago Dos Reis, ex jugador de Sarmiento, El Linqueño y Rivadavia de Lincoln, entre otros equipos de renombre, comenzó su carrera como director técnico en Juventud Unida, dirigiendo Primera, Séptima y Octava.
Desde el momento en que asumió en su puesto, el conjunto de “Las Tapiales” ha mostrado un nuevo estilo de juego, que seguramente se irá perfeccionando con el paso del tiempo. Dos Reis, amablemente, se hizo un espacio y contestó las preguntas que la realizó el diario linqueño La Posta del Noroeste, en donde plasmó ricos conceptos respecto a este cargo que hoy elije ocupar.

- ¿Qué significa ser director técnico para vos?
– Significa la posibilidad de seguir ligado al fútbol y compartir experiencias para crecer y conocer cada día una poco más sobre la profesión.

- ¿Qué orden táctico es el que más te gusta? ¿Por qué?
– Considero que el orden táctico debe estar pensado según los jugadores que uno tiene a disposición y las características de los mismos. A veces, en un juego, es necesario cambiar el orden táctico y por eso no creo que exista uno solo.

Me gustan los técnicos que corren riesgos y no esperan a ver qué hace el otro equipo. (Ariel) Holan, en Independiente de Avellaneda, es un caso, y Gallardo (director técnico de River Plate), otro. Pero me deslumbra Josep Guardiola (conductor del Manchester City de Inglaterra), quien creo es el Miguel Ángel del fútbol.

- ¿Cuáles son las virtudes que tiene que tener un conductor para poder trascender y tener ascendencia dentro de su equipo?
– Las virtudes de un líder de grupo, para mí, son la sinceridad, el saber escuchar y confiar, tanto en los jugadores como en el cuerpo técnico que te acompaña. El director técnico es el encargado de marcar pautas claras y mantener la armonía del equipo.

- ¿Cómo ves la relación técnico-dirigente?
– Como toda relación, si se dispone de momentos de encuentros y conversaciones, siempre se puede sumar. A veces, por falta de tiempo, las reuniones se postergan y la falta de comunicación puede afectar la relación.

- ¿Cómo observás a los jugadores en el presente en la interacción con la dirección técnica?
– El jugador está para jugar. Somos los grandes los que debemos prepararnos para poder llegarles y lograr que accionen para que sean lo que nosotros vemos que pueden ser. A veces olvidamos que son chicos.

- ¿Influye haber sido jugador de fútbol para desarrollar una mejor conducción?
- Creo que la experiencia de haber sido jugador suma, pero, como te decía, hay que prepararse. Con sólo haber jugado no alcanza.

- ¿Qué opinás de la falta de tiempo de trabajo que generalmente se le da a un instructor cuando no obtiene buenos resultados?
– Creo que un instructor que se ocupa de formar personas que juegan un deporte, más si es con chicos, no tiene nada que hacer en un club que sólo busca resultados.

- ¿Cómo te sentís dentro de tu actual trabajo como director técnico?
– En mi única experiencia, la actual, considero que el compromiso y ganas del grupo de jugadores mayores marca la pauta de trabajo y, cuando hay buena gente, es más fácil.

- ¿Cuál es el mejor director técnico del presente para vos en Argentina y a nivel mundial? ¿Por qué?
- No sé si hay mejores o peores. Me gustan los técnicos que corren riesgos y no esperan a ver qué hace el otro equipo. (Ariel) Holan, en Independiente de Avellaneda, es un caso, y Gallardo (director técnico de River Plate), otro. Pero me deslumbra Josep Guardiola (conductor del Manchester City de Inglaterra), quien creo es el Miguel Ángel (NdR: arquitecto, escultor y pintor italiano renacentista) del fútbol.

- ¿Cuál es la mejor experiencia que viviste dentro de este nuevo cargo como instructor?
– Me pone contento ver jugadores que se superan, que ganan confianza y demuestran que, insistiendo entrenamiento tras entrenamiento, se puede mejorar, y mucho.

- ¿Qué opinás de la violencia que se genera en torno a algunos deportes en la Argentina como es el caso del fútbol? ¿Cómo se para?
– Se confunde, se juega desde emociones equivocadas, entonces, se toman malas decisiones. Si pudiéramos entender que el fútbol no es cuestión de vida o muerte, estaríamos dando un gran paso. El fútbol es sano y divertido, y tiene tres resultados. Si no lo vemos así, habrá que buscar otro deporte.

COMENTARIOS