None
CHAPECOENSE

Esperanzador diálogo entre dos jugadores: “Celebremos la vida, somos sobrevivientes”

Celebremos la vida. Somos sobrevivientes, celebre su vida”. El contundente consejo se dio entre dos de los futbolistas del Chapecoense que lograron salir con vida del trágico accidente en el que murieron 71 personas hace dos semanas en Colombia. Estas esperanzadoras palabras se las dijo el defensor Neto al arquero Jackson Follmann, en una de las salas del Hospital San Vicente de Rionegro, antes de que este último sea trasladado a Brasil para continuar con la rehabilitación.
El diálogo lo reprodujo Carlos Mendonça, según señaló el medio brasileños O’Globo, uno de los médicos de la institución deportiva de Santa Catarina que sigue de cerca la recuperación de los sobrevivientes de la tragedia.
Neto, de 31 años, y Follmann, de 24, se las ingeniaron para cruzarse en el hospital antes de que el portero se embarque para continuar con la rehabilitación en el hospital Albert Einsten de San Pablo. “Nosotros pasamos con Follmann por enfrente del gabinete donde estaba él (Neto), abrió la cortina y comenzaron a hablar”, contó el especialista. Follmann aterrizó en Brasil, tras viajar acompañado por un familiar y el médico Marcos Sonagli, ortopedista del Chapecoense. “No tenía ninguna expresión en su rostro, lo único que vi fue que en el aterrizaje suspiró”, contó Sonagli sobre el vuelo que los depositó en el aeropuerto de Congonhas, en el sur de San Pablo. En Brasil, el arquero que sufrió una amputación hasta la rodilla en su pierna derecha será sometido a una cirugía en la columna vertebral.
Antes de que se dé este cruce, los médicos que tratan a Neto habían decidido contarle del accidente. Días atrás había despertado del coma, desconocía lo sucedido y preguntó por el resultado del partido.

COMENTARIOS