CURIOSA PRÁCTICA

Para la foto

La selección galesa de fútbol da que hablar. Pero no precisamente por lo que hace durante los 90 minutos de juego, sino por una curiosa práctica que parece convertirse en costumbre: la de realizar la formación para la foto previa al partido de manera poco convencional. El jueves, antes de que el equipo británico igualara 2-2 ante Austria en Viena, Gareth Bale y sus compañeros eligieron romper la línea habitual de las fotos previas, que por lo general incluye cinco jugadores arriba y seis abajo o viceversa. En lugar de ello, los galeses se ubicaron con cuatro jugadores arriba y siete abajo. Lo que despertó burlas, por ejemplo de Wales Online, medio que se refirió a esta pose como "la peor foto de alineación de la historia".

COMENTARIOS