None
MUNDIAL DE BASQUETBOL 2014

Argentina estuvo cerca pero cayó ante Croacia

El seleccionado perdió ante los europeos 90-85. Hoy a las 12.30 enfrenta a Filipinas, en el Palacio de los Deportes de Sevilla.

El seleccionado argentino de básquetbol no pudo contrarrestar la notable efectividad que mostró Croacia que, finalmente, se impuso por 90 a 85, en el encuentro que abrió la segunda jornada del grupo “B” del Mundial España 2014.
En el Palacio de los Deportes de Sevilla, el conjunto albiceleste diseñó un partido correcto, aunque no le alcanzó ante un adversario que mejoró la discreta imagen que había dejado en el debut ante Filipinas.
Los parciales del cotejo disputado ante casi 5.000 personas (la mitad fueron argentinos) fueron los siguientes: Croacia 28-20, 46-44, 75-63 y 90-85.
Nuevamente, el capitán Luis Scola resultó el estandarte en donde se apoyó el equipo de Lamas. El ala pivote marcó 30 puntos (10-18 dobles, 1-1 triples y 7-11 libres) y capturó 9 rebotes.
En el combinado croata, nuevo líder del grupo con dos victorias en igual cantidad de presentaciones, se lucieron el alero Krunoslav Simon (18 tantos), el ala pivote Dario Saric (16 y 9 rebotes), el escolta Bojan Bogdanovic (16 y 7) y el base Oliver Lafayette (11 y 9 asistencias).
Argentina volverá a jugar hoy a partir de las 12.30 de nuestro país frente a Filipinas, mientras que Croacia se topará con Senegal cinco horas antes.
El equipo croata gozó de tremenda eficacia en los primeros 10 minutos. De movida nomás, con un alero Simon indetenible (5 puntos), los balcánicos se pusieron 7-0 a falta de 8 minutos y luego 12-2, cuando transcurrían 2 minutos 48 segundos.
El conjunto de Lamas no podía progresar en ataque ante una muralla de mayor talla y la paciencia se erigía en la única llave para ensayar la reacción.
Entonces, de a poco, con un triple de Nocioni, Argentina pareció recuperarse cuando se puso 7-12. Sin embargo, la efectividad de los europeos (anotaron 6-10 en triples en el primer cuarto) no cesaba y una conversión de Bojan Bogdanovic implicó la máxima distancia (9-20), con 4 minutos por jugar.
Una ráfaga 6-0 (doble de Scola incluido) le permitió al representativo nacional achicar la pizarra (15-20), pero Croacia proseguía facturando a distancia y terminó imponiéndose 28-20 el primer capítulo.
En el arranque del segundo parcial, el equipo argentino intentó ajustar la defensa con el ingreso de Facundo Campazzo, quien -amague de fantasía mediante- encendió la tribuna con una bandeja que recortó la ventaja (24-28).
El repunte argentino se sustentó, entonces, de la mano de un Scola que le hizo un guiño a sus pergaminos. El ala pivote de los Indiana Pacers terminó con 13 tantos y 4 rebotes el parcial y, por momentos, se convirtió en la única bandera de ataque.
Argentina acortó a tres (35-38), pero reapareción Simon y el combinado croata se disparó a siete (35-42), cuando quedaban 2m. 40s.
Un triple de Campazzo, a falta de 21s. 5/10, tras robo de Prigioni, dejó a la Argentina 44-46, con todo el segundo tiempo por jugar.
En el tercer período, la aparición del base Oliver Lafayette (9 tantos) le trajo problemas a la Argentina, que no supo cómo detener su tiro corto.
A los de Lamas no les alcanzó con los triples (2) de Gutiérrez y siempre debieron remarla desde atrás, con un Scola (8 puntos) que continuó en alta eficacia, aunque ya cansado.
Sin embargo, Croacia aprovechó un momento de desconcierto, metió un sprint de 9-0 y terminó con diferencias de 12 (75-63).
Julio Lamas apostó a un esquema clásico con base y escolta: en cancha quedaron Campazzo-Safar y los ex Peñarol se combinaron para diseñar importantes conversiones. Los croatas seguían lastimando y la ventaja no se reducía (83-73, a falta de 6m. 10s.)
Un triple de Scola más una avivada de Prigioni encendió la ilusión (78-83). Pero el equipo argentino falló y no tuvo justeza en los siguientes ataques. Para colmo, Ukic anotó un triple, cuando restaban 1 minuto 25 segundos (88-80) y, ahí sí, las chances de ganar se esfumaron, a pesar de un encuentro que, por momentos, estuvo cerca.

COMENTARIOS