Las chicas no pueden creer lo que pasó.
Las chicas no pueden creer lo que pasó.
FEMENINO

Papelón histórico del seleccionado argentino de básquetbol

De no creer lo que pasó esta tarde de miércoles en el Coliseo Eduardo Dibós: Argentina se quedó afuera de la lucha de medallas en los Juegos Panamericanos por un error extradeportivo. De hecho, ni siquiera pudieron jugar el partido contra Colombia por problemas con su indumentaria: les correspondía salir a la cancha con el equipamiento claro, pero llevaron el oscuro.
El partido se suspendió por más de 40 minutos, pero el staff dirgencial argentino no llegó a realizar el recambio de camisetas a tiempo. El plantel colombiano, por su parte, se mantuvo firme en pedir los puntos y actuó en consecuencia: las chicas y el cuerpo técnico se fueron al vestuario una vez cumplido el lapso de espera reglamentario. La espera se extendió durante unos minutos más y la información oficial recalcó que el partido se había suspendido temporalmente, hasta que se definió como pérdida del partido por negligencia logística.
En un principio la Argentina intentó jugar con camisetas blancas sin números que consiguieron de apuro, pero el pedido fue denegado por, justamente, no tener número las camisetas. Según informó la CABB, las camisetas finalmente llegaron al Coliseo Dibón y la decisión final la tuvo Panam Sports, ente organizador del evento, que con total lógica no aceptó jugar el encuentro. El rival ratificó su postura de no jugar bajo ningún aspecto y oficialmente se explicó que las chicas argentinas perdieron 20-0 ante Colombia y cero punto como consecuencia de la no presentación, que es técnicamente lo que ocurrió.
Argentina no llevó utilero a los Panamericanos, y el jefe de equipo, que de alguna manera también ofició de utilero (y segundo asistente técnico), fue Hernán Amaya, un tipo que siempre luchó mucho por el básquet femenino y que lamentablemente acá terminará en el centro de la discusión. De hecho, Amaya renunció a su cargo minutos después de este papelón. al igual que Karina Rodríguez, directora de desarrollo del básquetbol femenino de la CABB.
De esta manera, debido a un error garrafal de logística, Las Gigantes se quedaron afuera de la pelea por las medallas en los Juegos Panamericanos de Lima. Hoy jueves cierran su presentación en la primera fase ante Islas Vírgenes (desde las 12:30 de Argentina).

Inmediatas renuncias
Hernán Amaya y Karina Rodríguez presentaron la renuncia a sus cargos en la CABB. Se trata del jefe de equipo de Las Gigantes y de la Directora de Desarrollo de básquet femenino, respectivamente.
Luego de este mazazo y papelón administrativo, dos personas importantes dentro del engranaje del básquet femenino presentaron su renuncia: Hernán Amaya (jefe de equipo) y Karina Rodríguez (Directora de Desarrollo de básquet femenino). Amaya es una persona que siempre estuvo muy involucrada con el básquet femenino: entre varios roles cumplidos, fue coordinador de todas las selecciones formativas femeninas, lideró los campus de perfeccionamiento individual y también el plan altura.
Por su parte, Karina Rodríguez fue una de las mejores jugadoras argentinas de la historia: supo brillar en Brasil cuando era una de las ligas tops en el mundo y además tuvo un exitoso paso por la liga española. En agosto del año pasado la CABB la confirmó como la nueva Directora de Desarrollo de básquet femenino.

COMENTARIOS